El Gobierno de «unidad nacional» de Juan Carlos I y el Gral. Armada que no fue

Este era el pretendido Gobierno de «unidad nacional» que el Gral. Armada tenía pensado el 23F, con el visto bueno de Juan Carlos I, que era el famoso «elefante blanco» que nunca llegó al Congreso, y sin que ello suponga que los que figuran en esta lista hubieran sido consultados o menos aún dado su visto bueno, y que el Tte. Col. Antonio Tejero desechó nada más ver los nombre con aquella histórica frase de «Yo para esto no he veniodo aquí».

1.- Presidente del Gobierno: Gral. Armada

2.- Vicepresidente para Asuntos Políticos: Felipe González

3.- Vicepresidente para Asuntos Económicos: José Mª López de Letona

4.- Asuntos Exteriores: José Mª de Areilza

5.- Defensa: Manuel Fraga Iribarne

6.- Justicia: Gregorio Peces Barba

7.- Hacienda: Pío Cabanillas

8.- Interior: Gral. de División Saavedra Palmeiro

9.- Obras Públicas: José Luis Álvarez

10.- Educación y Ciencia: Miguel Herrero Rodríguez de Miñón

11.- Trabajo: José Solé Tura

12.- Industria: Agustín Rodríguez Sahagún

13.- Comercio: Carlos Ferrer Salat

14.- Agricultura: Antonio Garrigues Walker

15.- Economía: Ramón Tamames

16.- Transporte y Comunicaciones: Javier Solana

17.- Autonomías y Regiones: Gral. Sáenz de Santamaría

18.- Sanidad: Enrique Múgica Hertgoz

19.- Información y Cultura: Luis Mª Anson Oliart


3 respuestas a «El Gobierno de «unidad nacional» de Juan Carlos I y el Gral. Armada que no fue»

  1. Qué basura de gobierno.
    Hay alguno que no fuera masón?, empezando por el propio General Armada, un tío que tenía como modelo de militar no a Manstein, ni a Guderian, ni a Peiper, ni a Yagüe, García Valiño o Muñoz Grandes, sino a …De Gaulle. Algo así como si yo tuviera como modelo de belleza femenina a Cristina Almeida
    Qué se podía esperar de un tío así que vivió luego para tapar la corrupción del Rey y para que se asentará la versión oficial y falsa (valga la redundancia) del 23f para tener engañada a la población, con un 98% de imbéciles, la famosa imbecilidad social de los españoles.

  2. Algún virus o algo tuvo que haber en aquellos bosques de Rusia, para que no pocos de la División Azul cuando volvieron, con el tiempo se volvieran gilipollas, por no decir otra cosa, no fue sólo el General Armada, fuel caso también muy sonado de Aramburu Topete que durante la Transición tiró por tierra en poco más de 5 años el honor de Capitán de la Campaña de Rusia, el vivo ejemplo de cambiar por un plato de lentejas, -en este caso además unas lentejas llenas de gusanos-, sus derechos de primogenitura. Fue el caso también del Ministro militar Hernández Freyre, del aviador de la Escuadrilla Azul Salas Larrazabal que si vive un poco más se acaba presentando a las elecciones en la lista del leninista Ignacio Gallegos, y de algún modo también de Milans del Bosch, un personaje que está sobrevalorado en la extrema derecha, cuando lo único que hizo es ser monárquico de un Rey que apenas 4 años antes había vendido a España entregando el Sahara a sus amos los judíos norteamericanos .

    Fuerza Nueva o Blas Piñar cometieron algunos errores, para mí uno de los mayores fue otorgarle crédito a los generales del 23F como Milans, (una cosa es el gesto de espíritu militar de Pardo Zancada que queda para la Historia militar con letras de oro), y otra los generales monárquicos entregados a juan carlos, cuando estos generales eran traidores a España, porque blanquearon a juan Carlos a sabiendas de como Juan Carlos había entregado al enemigo una provincia española como era el Sahara , y muchas cosas más

  3. TODOS habían dado previamente el «placet» para ser nombrados ministros de aquel «Gobierno de Unidad Nacional»
    ¿Puede alguien imaginar, que los «organizadores» de aquella representación teatral, corrieran el riesgo de que al leerse los nombres, alguno dijera que él no quería ser ministro?
    ¡¡¡Es impensable!!!
    NADIE ES MINISTRO A LA FUERZA.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad