El gobierno socialcomunista “condenó” a pena de destierro a Don Juan Carlos I

El gobierno socialcomunista de España, pronto Ex España, condenó  a la pena de destierro al Rey Emérito, don Juan Carlos I, a quien previamente la masonería había descabalgado de la Jefatura del Estado, alegando sus “grandes delitos”…

Posteriormente la propia fiscalía del PSOE no ha podido demostrar nada, o en algún caso se trata de hechos ya prescritos, o irregularidades fiscales que ya han sido corregidas y pagadas…, algo que el PSOE nunca hace, y sino recuerden la condena por la malversación de 860 millones de euros con los Eres andaluces, sin ir más lejos.

El  gobierno presionó a La Zarzuela, y un rey prudente –yo diría cobarde y timorato-, agachó la cerviz, y permitió que se echara al rey anterior, que además es su padre, de España, y de malas maneras.

¿Qué se ha conseguido con esto?

Pues en una hábil jugada de carambola, desprestigiar a la monarquía, disminuir su influencia en la sociedad española, y por ende, deslegitimar al rey actual.

Ahora retorna el Rey, y es recibido en loor de multitudes en Galicia.

Y, tal vez, no por sus méritos, sino porque la sociedad ya está harta de esta gentuza que nos desgobierna,  manipula todo, y tergiversa la realidad.

Pero la verdad solo es una.

Nunca he sido monárquico…, pero tampoco republicano, y más vistas las dos experiencias anteriores en la historia de España.

Lo que está claro es que en España no hay monárquicos, pero sí juancarlistas, como muy acertadamente dice don Jaime Peñafiel.

Y se está viendo estos días  en Sanjenjo.

La penúltima humillación consiste en “imponerle” al que cree ser el Rey de España, Felipe VI, que su predecesor y padre, repito, no pueda dormir en La Zarzuela, pues son “dependencias del Estado”.

Acojonante.

Mientras el presimiento -no es un error-, lleva cada año a la residencia real de La Mareta, en Lanzarote, (regalo a Juan Carlos I del rey Hussein, de Jordania, ya fallecido, y que éste donó al Patrimonio Nacional), de parientes, amigos, y de quien le da la gana, negándose, eso sí, a dar explicaciones, a pesar de la ley de transparencia que le obliga a ello, Felipe VI, no puede alojar en su casa a su padre…

Ni ir a La Mareta, supongo, pues ha sido okupada por Pedro Sánchez.

Pronto veremos al rey veraneando en un apartamento de alquiler o en un aparta hotel, haciendo la mofa y escarnio de todas las monarquías serias.

¡Increíble, pero cierto!

Recuerdo como Rajoy tenía en La Moncloa a su padre, ya de avanzada edad, posiblemente similar a la del rey emérito, y a todos nos parecía estupendo.

No podemos seguir utilizando la ley del embudo: estrecho para nosotros, y amplío para ellos.

¡Bienvenido, Majestad!.

https://www.ramirograumorancho.com


11 respuestas a «El gobierno socialcomunista “condenó” a pena de destierro a Don Juan Carlos I»

  1. No puedo estar más de acuerdo con todo lo expuesto por D. Ramiro.
    Pero quiero subrayar un párrafo:
    “Nunca he sido monárquico… pero tampoco republicano y más vistas las dos experiencias anteriores en la historia de España”
    La esencia del gran problema, que asola a España y está a punto de convertirla en Ex España, deviene en que por la especial idiosincrasia de los españoles, necesitan como sistema político que ordene la convivencia, una monarquía….
    Pero en España solamente es viable la monarquía que instauró Franco.
    No la meramente ornamental que consagró la “Transacción”….
    Secuela del cáncer del 78.
    ¿Pero quien es el único responsable de ello?
    En el pecado… la penitencia.

  2. En un país cainista, y dividido en dos mitades, derecha e izquierda, el único factor de cohesión social es una monarquía, totalmente ajenada de los partidos, eso sí…
    Pero parece obvio que Felipe VI es un ser ruín y timorato, que no respeta a su padre, ¿y que se puede esperar de un mal hijo?
    Pues eso.

    1. error en el segundo párrafo del comentario anterior:
      * donde dice «totalmente ajenada de los partidos, eso sí…»,
      Debe decir:
      totalmente alejada de los partidos, eso sí…
      PIDO DISCULPAS POR EL ERROR MECANOGRÁFICO, y aprovecho para añadir un comentario más:

      Don Juan Carlos nunca se apoyó en el ejército, la nobleza, la iglesia, etc., sino que prefirió hacerse conmilitón con los socialistas, comunistas y demás realea, como diría don Pío Baroja, y toda esa gentuza, como era de prever, le han dejado solo, más tirado que una colilla.

      Y mucho me temo que a Felipe VI, que no tiene carisma, ni amgos, ni vicios conocidos (y una persona sin aparentes vicios es muy extraña), que también se apoya en los rogelíos, y hace todo lo que le «mandan», le pasará lo mismo.

      Además tiene a una republicana y abortista en casa, y esas cosas acaban pasando factura…

      No ha otorgado ni un solo título nobiliario, en sus seis o siete años en el Trono, y creo que por una razón muy sencilla: no cree en la nobleza…, pñosiblemente ni siquiera en la suya.

      Y es que dos que duermen juntos, o se divorcian, o terminan siendo de la misma opinión.

      Respecto a la «supuesta» heredera, ¿que formación le estará dando su madre…?

      Me temo lo peor.

  3. Sabéis queridos amigos franquistas y juan-carlistas lo muchísimo que os aprecio y respeto.
    Mis comentarios nada tienen que ver ni con mi ideología carlista (DIOS PATRIA y REY) sino con la lógica de que cuando Franco eligió a Juan Carlos como sucesor no fue producto de una decisión meditada sino casi seguro por imposición de los amos del mundo, los Illuminati americanos de la Casa Negra que desde la Independencia de los EEUU han impuesto o intentado imponer los designios de Lucifer al resto del mundo y en concreto a las naciones católicas.
    La sublevación del 19 de julio del 36 fue organizada por nuestros abuelos que creían en DIOS y PATRIA (la inmensa mayoría) y alguno como D. Emilio Mola Vidal que aunque no siendo creyente era un ferviente y sincero defensor de la PATRIA sin que para él fuera trascendente la forma de Gobierno.
    Fijaros que cuando hablo del 36, preciso NO el Alzamiento sino la SUBLEVACIÓN y la fecha exacta que fue el 19 de julio y no el 18. La precisión es importante porque la «organización de la Sublevación» NO FUE de Franco sino de MOLA.
    Mola y mi abuelo José María Caballero Aldasoro (marino de guerra) fueron los promotores de dicha Sublevación contra la República y ya que Mola estaba vigilado y NO tenía libertad de movimientos designó él como «Director» y Jefe natural por su patriotismo y que era aceptado por todos los militares y civiles que tenían nuestra ideología, a mi abuelo José María para que diseñara y organizara dicha Sublevación.
    No fue casual esa designación por Mola ya que mi abuelo fue el «brazo derecho» del «dictador» Miguel Primo de Rivera y su «gurú». Durante largos años no solo estuvo al lado de D. Miguel sino que además era su consejero en TODO ya que, además de Marino de Guerra era Ingeniero Industrial Eléctrico por la Universidad de Leuven (Lovaina) y Abogado. Fue él, el que organizó el golpe de estado que llevó al poder a D. Miguel con la anuencia de Alfonso XIII.
    Por esas razones Mola confió en la capacidad intelectual de mi abuelo para organizar la Sublevación. Durante los seis años que D. Miguel estuvo en el poder, mi abuelo conoció y tejió un conocimiento de los militares que se correspondían con su ideología (NUESTRA IDEOLOGÍA) y a través de esos contactos pudo saber quién era «confiable» y quién no lo era.
    Y, aunque os cueste creerlo y os pueda hacer daño, Franco NUNCA entró en los planes de los futuros sublevados por su lealtad manifiesta a la República.
    A ninguno de vosotros queridos amigos no os ha parecido extraña la proclama del 18 de julio del 36 en la que NO menciona una sola vez la palabra DIOS (que luego se hartaría de repetir) y terminó su alocución con un:
    «Por la Libertad, Igualdad y Fraternidad de todos los españoles Viva la REPÚBLICA !!!!
    El «trilema» de la Revolución Francesa es la expresión más clara de la Masonería….
    ¿Por qué Franco terminó su proclama con ese «trilema»? Solo DIOS lo sabe.
    Para terminar, mi abuelo y sin que Mola supiera la hora y la fecha de la Sublevación, mandó a todos los militares comprometidos previamente, unos correos con la orden de Sublevación firmada por él, José María Caballero Aldasoro, un marino de guerra, euskaldún, guipuzcoano de Vergara comprometido con su DIOS y con su PATRIA ESPAÑA.
    El correo firmado por él, lo recibió D. Emilio Mola Vidal a las 13 horas del 19 de julio de 1936 entregado en mano por mi padre Juan Caballero, Abogado, Dr. en Derecho por la Universidad de Heidelberg y profesor durante tres años en ella.
    Mi padre al entregar la «orden de Sublevación» dijo a Mola estas palabras : «Mi General se subleva usted ahora mismo».

    Todo el mundo sabe que desde Fernando VII hasta Felipe VI, TODOS LOS BORBONES de la rama dinástica del llamado Juan Carlos han sido y son MASONES.
    Del falso Felipe sus gestos lo prueban. Su aprobación de la profanación de la tumba de Franco demuestra a parte de su manifiesta ruindad, su compromiso con la Masonería Illuminati que si sigue siendo rey es por su aceptación de las instrucciones del NOM.
    Desde que llegó mi «amigo» Eisenhower a España, Franco cambió su actitud frente a los EEUU de manera que es la prueba fehaciente de que «aceptó» las órdenes de los Illuminati, posiblemente por amenazas de muerte a su familia u otro tipo de sanciones o personales o a ESPAÑA. Solo las sabe DIOS y lo demás son o pueden ser especulaciones, pero, pero, lo cierto es que el rumbo de nuestra querida PATRIA cambió con la llegada de ese espécimen preclaro de la maldad masónica Illuminati que era EIsenhower – que DIOS NUESTRO SEÑOR lo tenga en el fondo del infierno – y NO rezaré por él.
    Por lo anterior, NADA bueno se puede esperar ni de Juan Carlos ni de Felipe. De tal palo tal astilla. Y lo siento por vosotros y por todos los españoles entre los que me encuentro. NADA de NADA sino ruina y maldad porque estos personajes se han vendido y nos han vendido.
    Y cada día lo tengo más claro, DIOS NUESTRO SEÑOR es el único en el que podemos confiar y gracia a ËL, nuestra PATRIA es ESPAÑA y la protegerá por su Gracia de todos estos miserables bandidos.
    Íñigo Caballero es
    Donostiarra y carlista desde que nací y mi mejor Título es ser ESPAÑOL

    1. Don Iñigo, escribimos los que no sabemos…, en lñugar de los que atesoran conocimientos, como usted.
      ¿Porqué no transforma este excelente comentario en un artículo, para conocimiento de las nuevas generaciones?
      Gracias por su atención, y mi felicitación por su stujpendo y exhaustivo comentario.

      1. Gracias Ramiro por todas tus excelentes aportaciones a este periódico de HONOR, lo que te HONRA.
        Te pido que no me llames D. Íñigo sino Íñigo.
        Te contesto en lo que se refiere a ese artículo que me pides y que me gustaría escribir en forma de libro porque no solo están todos esos héroes que lucharon por DIOS, PATRIA y REY LEGÍTIMO carlistas (76.000 censados y es posible que muchos más) sino otros tan héroes como mis correligionarios, de Falange Española que ponían como MOLA la patria por delante de DIOS (están en su derecho aunque yo pongo por delante a DIOS) y Renovación Española (muchísimos en el País Vasco, como varios de mis tíos) y otros españoles que sin estar adscritos a un partido o ideología pelearon con tanto HONOR como los primeros.
        Mi abuelo José Mª era militar y no político, entró en política animado por D. Miguel Primo de Rivera que, tampoco lo era. Se metieron en el fango y se encontraron que, al intentar salvar a ESPAÑA de tanta o más mierda que había, NO encontraron más que obstáculos, incomprensión, odio y que la mayoría de los políticos no pensaban más que en medrar y en destruir ESPAÑA por la vía de la Masonería.
        Con ese panorama decidieron dimitir, entregar el poder (nada imaginable hoy en día) y sin llevarse un duro, D. Miguel por su lado se exilió en Paris pobre y enfermo y mi abuelo se fue a su San Sebastián porque era su tierra.
        El intermedio lo conoces por el comentario anterior y el fin de la historia, mi abuelo en su lecho de muerte hizo prometer a sus dos hijos que NINGUNO se dedicaría a la política. Así fue.
        Mi padre Juan fue el mejor abogado de España durante cuarenta años. La mejor prueba era que el Abogado de Franco, D. Luís Gómez Sanz venía al despacho de mi padre dos o tres veces al año para que mi padre le sacara las castañas del fuego… Mi padre NUNCA contó lo que se trataba de aquellos pleitos de Franco. Y Gómez Sanz, al que yo saludaba cada vez que venía a S. Sebastián NUNCA pagó nada porque mi padre NO cobraba a otros Abogados.
        Y mi padre fue tentado por emisarios de Franco unas cuantas veces para ocupar puestos políticos.
        La última vez, recuerdo que yo no tenía ni catorce años, cuando me llamó a su despacho y me dijo «Este señor viene de parte de Franco para nombrarme para XXX cargo, contéstale tu».
        Y lo le dije: «Gracias a mi abuelo tenemos la respuesta: NO y jamás cambiaremos de opinión»
        Si quieres Ramiro y en privado, te puedo dar más detalles contados por mi madre, ya que mi padre y mi abuelo se llevaron un montón de secretos a sus tumbas, porque lo que se trata es de NO OFENDER a los muchos amigos que en estas páginas son españoles de HONOR y franquistas.
        Gracias Ramiro

          1. Gracias a ti Ramiro.
            Si algún día llego a escribir ese libro el homenaje será para todos aquellos héroes y mártires de ESPAÑA, la mayoría olvidados.
            Entre los misterios que nunca se descubrió y es preciso recordarlo, el asesinato de un tiro en la nuca del «Teniente Ferrer». En mi humilde opinión el Capitán Ferrer al que todo el mundo llamaba «Teniente» es la historia corta de un militar español, para más señas donostiarra y carlista que, en el Cuartel de Loyola de S. Sebastián y antes de su muerte recordó a sus compañeros oficiales y a su Jefe el Coronel Carrasco que habían dado su palabra para Sublevarse en defensa de la Patria y que para un militar los compromisos y la palabra dadas son Sagrados.
            Nadie supo quién lo mató por la espalda, se dice que fue el propio Coronel Carrasco o quizás alguno de sus compañeros de armas.
            Ferrer fue famoso porque, en cumplimiento de su deber como militar y al haber sido requerido para ello, mandó el pelotón de fusilamiento en el que la todavía monarquía alfonsina condenó al paredón al sublevado Capitán Galán. Entonces Ferrer era todavía Teniente y por eso se le conocía como tal. El 19 de julio del 36 era ya capitán y su comportamiento merece un reconocimiento y una oración.
            Gracias por ello.

  4. La recepción a JC, el tres veces perjuro, el que entregó el Sahara (provincia nº 53), el que es todo un ejemplo de corrupción, moral, monetaria y de cualquier clase, es un ejemplo de la demencia y falta de sentido común de la masa antes española y ahora de la OMS y de la TV (y de la Sinagoga de Satanás, que dice Gil de la Pisa).
    Un aterrador desastre.

    1. Es verdad lo que usted dice, pero no se puede imponer una PENA DE DESTIERRO a un español de origen, y más cuando no ha sido condenado por nada.
      Creo que el pueblo es sabio, y ha visto LA GRAN INJUSTICIA que se ha COMETIDO CON ÉL.
      Además los gallegos son muy inteligentes, y saben que esta estancia en Sanjenjo del REY EMÉRITO les sitúa en el mapa, y les aportará y aporta grandes beneficios.
      (A diferencia de LA ABORTISTA REPUBLICANA, que prefiere viajar poe el ancho mundo, gastando o malgastando nuestro dinero en países ajenos, en lugar de en ESPAÑA).

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad