El PP ahora sí se ha pasado de la raya

Muchos piensan que las últimas declaraciones de Feijóo han sido la gota que ha colmado el vaso. Que ahora sí el PP se ha descubierto como un partido proabortista, y que regalarle el voto ya sería un acto de dudosa moralidad. Como si haberlos votado en otro momento anteriormente no hubiera sido un acto de dudosa moralidad.

Convendría recordar que mucho más dañino para nuestro país ha sido el Partido Popular que los de la rosa y el puño en alto. Esos por lo menos van de cara, cuando llegan al poder no te sorprenden, sabes qué van a hacer y qué quieren destruir. El problema es cuando llegan los otros, los «nuestros», los «buenos», el «mal menor», los «liberal-conservadores», los «gestores», los «tecnócratas».

Tienen tales tragaderas, que son capaces de zambullirse en las heces que les han dejado los «malos» y vivir cómodos durante cuatro años, «gestionando muy bien», que eso es lo suyo, aunque para ello haya que esconder en un cuartucho a los cien mil niños abortados, o sacudir la zanahoria de la autorización paterna para que se pueda abortar. Y pronto guardarán en el altillo la ley de eutanasia o la de desmemoria histérica, y si no, al tiempo. Lo suyo es retroceder un pasito muy chiquitito y consolidar el pastel gordo.

Y da completamente igual que tengan mayoría absoluta: son la nada, el cinismo, la mediocridad, la tibieza, y tan es así que, su mayor logro es consolidar el mal que sus antecesores han legislado sin ruborizarse lo más mínimo, porque los del puño, aunque sean malos, no son ni tibios, ni mediocres, ni la nada, y saben muy bien lo que quieren. Los malos avanzan, los mediocres consolidan.

Sorprendentemente no es poca la gente que, abducida por el canto de las gaviotas, todavía confía en el plan, convencida de que los tecnócratas que hasta hoy han colaborado, a veces pasivamente y muchas otras activamente en la ruina moral de España, son quienes, con su magistral estrategia, nos llevarán a un mundo mejor. Lo que han sido incapaces de hacer durante décadas ¿lo harán la próxima legislatura?, pues claro que no.

No me cabe la menor duda –y la historia de otros países me avala– de que ellos no habrían tenido el menor reparo en aprobar la ley del aborto si hubiera sido necesario. Con la excusa, claro está, de: «Mejor una ley más restrictiva hecha por nosotros que una muy permisiva hecha por los malos cuando lleguen al poder».

A muchos les puede el odio a los rojeras, a mí me superan los superestrategas que, para conseguir no se sabe muy bien qué, están dispuestos a dejar por el camino los cadáveres que haga falta.

Hace mucho tiempo que el Partido Popular es un lastre para España, una panda de secuestradores del voto católico, talibanes de la democracia como fundamento de gobierno, capaces de traicionar a su propia madre en aras del consenso (Aznar acaba de darme la razón), la moderación y la mal llamada libertad individual.

Se lo dije hace años en el congreso al que me invitaron, y vuelvo a decirlo ahora: no sé cuándo se hundirá el barco, pero hace agua desde el principio y la estructura ya está muy podrida. A los buenos amigos que tengo en él, solo puedo aconsejarles, para su salvación y para la de España, que salten cuanto antes.

Que Pedro I el Guapo no nos haga olvidar quienes han consolidado y normalizado durante años los grandes males morales que asolan España, neutralizando así cualquier atisbo de respuesta católica. Porque si lo olvidamos, algunos seguirán votándoles treinta años más.

Para El Debate


7 respuestas a «El PP ahora sí se ha pasado de la raya»

  1. Cinismo, hipocresía, miseria moral, son las palabras que mejor definen a esta partida de canallas, y sus votantes recalcitrantes son los principales culpables, porque hay que ser realmente mediocre, simplón e irresponsable para votar una y otra vez al mal menor, como bien dice el articulista. Así nos va.
    Un saludo.

  2. Los cuervos arrancan los ojos de los muertos cuando ya no les hacen falta, pero los aduladores, destruyen las almas de los vivos, cegándoles los ojos. Nada nuevo bajo el sol.

    Saludos cordiales

  3. Celebré el pasado sábado 25, el 70 aniversario de mi colega José M. Aznar López que reunió más de 200 invitados, un buen número de ellos corruptos, masones como José Mari, miserables abortistas, colaboradores en la profanación de tumbas, el derribo de cruces…
    España por Cristo

  4. Y qué esperar a estas alturas de los votantes del PP… Son perfiles humanos degradados, sin otro horizonte de miras que el de sus carteras. En conciencia (?), daría mi voto antes a Podemos o PSOE que a esa mierda de contubernio liberal-palanganero llamado PP…

  5. El liberal progre vende su alma al diablo por su bienestar personal, el sociolisto ateo carece de ella, y mediante el relativismo llega al mismo sitio. No se que será peor.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad