Entrevista de Tucker Carlson a Alexander Dugin. Rusia lidera la regeneración de la civilización occidental

«Dugin es el filósofo político más famoso de Rusia. Sus ideas se consideran tan peligrosas que el gobierno ucraniano asesinó a su hija y Amazon no vende sus libros. Hablamos con él en Moscú” (Tucker Carlson)

Darya Dugina

TUCKER CARLSON: Alexander Dugin es un filósofo académico ruso de 62 años. Ha pasado su vida en Moscú. De joven fue un disidente antisoviético, y ahora es famoso en todo el mundo, en la prensa anglosajona al menos, como “el cerebro de Putin”. Pero no es una figura política aquí en Rusia. Es un filósofo, y sus ideas son profundamente ofensivas para algunas personas. En agosto de 2022, su única hija fue asesinada en Moscú con un coche bomba. La inteligencia de EEUU dice que fue asesinada por el gobierno ucraniano. Y lo tomamos al pie de la letra. Pero lo que es interesante es que, una vez más, Alexander Dugin no es un líder militar. No es un asesor diario cercano a Vladimir Putin. Es un escritor que escribe sobre grandes ideas. Y por ello, sus libros han sido prohibidos por la administración Biden en Estados Unidos. No se pueden comprar en Amazon. Prohibición de libros en Estados Unidos porque las ideas que contienen son demasiado peligrosas. La prensa inglesa vuelve a describirle a menudo como de “extrema derecha”. Dejaremos que valore, pero queríamos hablar con él sobre algunas de sus ideas, estas ideas que son tan peligrosas que su única hija fue asesinada por ellas, y sus libros prohibidos en Estados Unidos. Así que estamos encantados de que se una a nosotros ahora. Sr. Dugin, muchas gracias.

ALEXANDER DUGIN: Gracias. Gracias por invitarme. Y bienvenido a Moscú.

TUCKER CARLSON: Por supuesto. Gracias a usted. Así que estábamos hablando fuera de cámara. En realidad, estábamos teniendo una conversación que no íbamos a filmar. Sólo estaba interesado en conocerle. Pero lo que dijo fue tan interesante, que cogimos un par de cámaras y montamos esto. Y mi pregunta para ud. es, ¿qué cree que está pasando en los países de habla inglesa? Y yo dije, en todos ellos: Estados Unidos, Canadá, Gran Bretaña, Nueva Zelanda, Australia, todos a la vez decidieron volverse – parecían – volverse contra sí mismos con esta gran agitación. Y algunos de los comportamientos parecen muy autodestructivos. ¿Y de dónde cree usted, como observador, que viene eso?

ALEXANDER DUGIN: Podría sugerir, expresar mi lectura de eso. Exige un poco de paciencia. Creo que todo comenzó con el individualismo. El individualismo, era una comprensión errónea de la naturaleza humana, de la naturaleza del hombre. Cuando identificas el individualismo con el hombre, con la naturaleza humana, cortas todas sus relaciones con todo lo demás. Así, tienes una idea muy especial del sujeto, el sujeto filosófico como individuo, y todo comenzó en el mundo anglosajón con la reforma protestante y con el nominalismo antes de eso, la actitud nominalista de que no hay ideas, sólo cosas, sólo cosas individuales.

Lo individual era la clave y sigue siendo el concepto clave que se puso en el centro de una ideología liberal y el liberalismo como, en mi lectura, es una especie de proceso histórico y cultural y político y filosófico de la liberación, del individuo de cualquier tipo de identificación colectiva, colectiva o que trasciende lo individual, y que comenzó con el rechazo de la Iglesia Católica como identificación colectiva del imperio, el imperio occidental como identificación colectiva, después de esa guerra, hubo una gran lucha en el siglo XX entre el liberalismo y el comunismo y el fascismo, y el liberalismo ha ganado una vez más, y después de la caída de la Unión Soviética sólo había liberalismo, y Francis Fukuyama ha señalado correctamente que no hay más ideologías excepto el liberalismo, y el liberalismo fue la liberación de estos individuos de cualquier tipo de identificación colectiva.

Sólo había dos identidades colectivas para liberarse: de la Identidad de Género, porque es una identificación colectiva, eres un hombre o una mujer colectivamente. No podías estar solo, así que una liberación del género, y eso ha llevado a los transgéneros, a lo LGBT y a una nueva forma de individualismo sexual, de modo que el sexo es algo opcional, y eso no era sólo una desviación del liberalismo, eso eran elementos necesarios de la implementación y el vector de esta ideología liberal, y el último paso que todavía no está totalmente hecho es la liberación de la identidad humana, la humanidad opcional, y ahora vosotros en Occidente estáis eligiendo el sexo que queréis, como queréis y el último paso en este proceso del liberalismo, de la implementación del liberalismo significará precisamente el humano opcional, que puede elegir su identidad individual para ser humano, no ser humano.

Eso tiene un nombre: Transhumanismo, post-humanismo, Singularidad, Inteligencia Artificial. Klaus Schwab o Kurzweil o Harati, declaran abiertamente que es el inevitable futuro de la humanidad, por lo que llegamos a la estación terminal histórica finalmente desde hace cinco siglos. Nos hemos embarcado en este tren y ahora estamos llegando a la última estación. Así que esa es mi lectura, y con todos los elementos, todas las fases de eso, se corta la tradición con el pasado.

En consecuencia, ya no eres protestante, eres un materialista ateo secular, ya no eres un Estado nacional, que sirvió al liberal para liberarse del Imperio, y ahora, el Estado nacional se convierte en su obstáculo a su vez. Te estás liberando del Estado nacional finalmente, la familia se destruye a favor de este individualismo y las últimas cosas, el sexo que ya está casi superado, el sexo opcional y en la política de género sólo hay un paso para llegar a los fines de este proceso de liberación, de liberalismo, que es la identificación humana abandonada como algo prescrito. Así que ser libre de ser humano, tener la posibilidad de elegir ser o no ser humano, y esa es la agenda política ideológica del mañana.

Por eso, cómo veo el mundo anglosajón que me has preguntado, creo que es sólo vanguardia, una palabra de este proceso porque esto empezó con anglosajones: Empirismo, Nominalismo, Protestantismo y ahora estáis por delante como los anglosajones más desaguados al liberalismo que cualquier otro europeo.

TUCKER CARLSON: Lo que estás describiendo está sucediendo claramente y es horrible. Pero no es la definición de liberalismo que tengo en mente cuando me describo, como lo que decimos en los Estados Unidos que es un liberal clásico. Entonces, usted piensa en el liberalismo como la libertad individual y la elección de la esclavitud. ¿No es así? Así que las opciones tal y como las concebimos, mientras yo crecía, eran el individuo que puede seguir su conciencia, decir lo que piensa, defenderse del Estado frente al estatismo, el totalitarismo encarnado en el gobierno contra el que ustedes lucharon: el gobierno soviético. Y creo que la mayoría de los estadounidenses lo ven así. ¿Cuál es la diferencia?

ALEXANDER DUGIN: Una pregunta muy interesante. Creo que el problema está en dos definiciones de liberalismo. Está el viejo liberalismo, el liberalismo clásico. Y el nuevo liberalismo. El liberalismo clásico estaba a favor de la democracia. La democracia entendida como el poder de la mayoría del consenso, de la libertad individual. Que debe combinarse de alguna manera con la libertad de los demás. Y ahora tenemos totalmente la siguiente estación ya. Siguiente fase: el nuevo liberalismo. Ahora no se trata de la regla de la mayoría, sino de la regla de las minorías. No se trata de la libertad individual, sino del wokismo.

Debes ser tan individualista que debes criticar no sólo al Estado, sino al individuo, la vieja comprensión del individuo. Ahora lo necesitas – se te invita a liberarte de la individualidad para ir más lejos en esa dirección. He hablado con Fukuyama, Francis Fukuyama, en la televisión. Y él ha dicho anteriormente que la democracia ha significado el gobierno de la mayoría. Y ahora se trata del gobierno de las minorías contra la mayoría, porque la mayoría podría elegir a Hitler o a Putin. Así que tenemos que tener mucho cuidado con la mayoría, y la mayoría debe ser tomada bajo control y las minorías deben gobernar sobre la mayoría. No es democracia, ya es totalitarismo. Y ahora no se trata de la defensa del individuo de la libertad, sino de la prescripción para ser despierto, para ser moderno, para ser progresista. No es tu derecho ser o no ser progresista. Es tu deber ser progresista, seguir esta agenda. Así que eres libre de ser un liberal de izquierdas. Ya no eres tan libre para ser liberal de derechas. Debes ser un liberal de izquierdas. Y eso es una especie de deber. Es una prescripción. Así que el liberalismo luchó durante su historia contra cualquier tipo de prescripción. Y ahora, a su vez, se ha vuelto totalitario, prescriptivo, no tan libre como era.

TUCKER CARLSON: ¿Y cree que ese proceso era inevitable? ¿Que siempre iba a ocurrir?

ALEXANDER DUGIN: Creo que… Percibo aquí una especie de lógica. Así que un tipo de lógica que no es sólo una reversión o desviación. Empiezas con una cosa. Quieres liberar al individuo cuando llegas al punto en que es posible, se realiza. Entonces necesitas ir más allá. Y empiezas a liberarte a partir de este momento de la vieja comprensión del individuo a favor de conceptos más progresistas. Así que no puedes detenerte aquí. Esa es mi visión. Si dices “Oh, prefiero el viejo liberalismo”, dirán los progresistas: “no se trata del viejo liberalismo, se trata de fascismo”. Eres defensor del tradicionalismo, del conservadurismo, del fascismo. Así que detente aquí. O eres liberal progresista o estás acabado, o te cancelaremos. Eso es lo que observamos.

TUCKER CARLSON: Bueno, ciertamente es lo que estamos viviendo. Y ver cómo los autodenominados liberales prohíben tu libro, que no es un manual para fabricar bombas o invadir Ucrania. Son obras filosóficas. Te dice que no es, por supuesto, que no es liberal en ningún sentido. Me pregunto, sin embargo, cuándo se llega al punto en que el individuo ya no puede liberarse de nada, cuando ya ni siquiera es humano. ¿Cuál es el siguiente paso después de eso?

ALEXANDER DUGIN: Eso se describe en las películas, en las películas americanas, de muchas maneras. Creo que todas las ficciones científicas, casi todas las del siglo XIX, se hicieron realidad en los años veinte. Así que no hay nada más realista que la ciencia ficción. Y si tenemos en cuenta Matrix o Terminator, tenemos muchas versiones más o menos coincidentes del futuro, el futuro con la situación post-humana o humana opcional o la inteligencia artificial. Hollywood ha hecho muchas, muchas, muchas películas. Creo que retratan correctamente la realidad del futuro cercano. Así, por ejemplo, si consideramos al hombre, la naturaleza humana como una especie de animales racionales, ahora con nuestra tecnología, usted podría producirlos, así que usted podría crear, animales racionales o combinarlos o construirlos e inteligencia artificial, inteligencia artificial fuerte, una red más enorme base de datos. Es una especie de rey del mundo, diría yo, que podría no sólo manipular, sino crear realidades, porque las realidades son sólo imágenes, sólo sensaciones, sólo sentimientos. Así que creo que el futurismo post-humanista no es sólo una descripción realista de un futuro muy posible y probable, sino también una especie de manifiesto político. Es una especie de ilusión.

Y el hecho de que no haya un futuro tradicional brillante descrito en las películas. No conozco ninguna película sobre el futuro y el Occidente en la que la vida tradicional, la prosperidad, las familias con muchos hijos y todo lo demás no estén bastante bajo las sombras. Entonces, si usted está acostumbrado a pintar todo negro en el futuro sobre todo, por lo que este futuro negro una vez que llega y creo que es, el hecho, el mismo hecho de que no tenemos otra opción. O Matrix o Inteligencia Artificial o Terminator. La elección ya está fuera de los límites de la humanidad. Y eso no es sólo fantasía, creo. Es una especie de proyecto político. Y es fácil de imaginar, porque hemos visto las películas, que siguen más o menos de cerca esta agenda progresista, diría yo.

TUCKER CARLSON: No te he preguntado nada sobre Rusia o la política rusa y no voy a hacerlo porque creo que es muy interesante ver tu punto de vista sobre países en los que no vives porque, ya sabes, creo que nos hacemos una idea desde fuera. Mi última pregunta para usted es cómo explica este fenómeno que he observado en el que, durante más de 70 años, un grupo de personas en Occidente y Estados Unidos, liberales, defendieron efectivamente el sistema soviético y el estalinismo, y muchos participaron, participaron personalmente en el estalinismo, espiaron para Stalin, le apoyaron en nuestros medios de comunicación. Y amaban a Boris Yeltsin porque estaba borracho. Pero en el año 2000, el liderazgo de este país cambió y Rusia se convirtió en su principal enemigo. Así que después de 80 años de defender a Rusia, odiaban a Rusia. ¿Qué fue eso? ¿Por qué el cambio?

ALEXANDER DUGIN: Creo que, en primer lugar, Putin es un líder tradicional. Así que Putin, cuando llegó al poder desde el principio, empezó a apartar a nuestro país, Rusia, de la influencia mundial. Así que empezó a contradecir la agenda progresista global. Y estas personas que apoyaron a la Unión Soviética, había progresistas y ahora hay progresistas. Han sentido que ahora estaban tratando con alguien que no comparte esta agenda progresista y que trató con éxito de restaurar los valores tradicionales, la soberanía del Estado, el cristianismo, la familia tradicional. Eso no era evidente desde el principio, desde fuera. Pero cuando Putin insistió más y más en esta agenda tradicional, yo diría, en la particularidad y la espiritualidad de la civilización rusa como algún tipo especial de región del mundo que tenía y tiene ahora, de muy pocas similitudes con los progresistas, los ideales progresistas.

Creo que han descubierto, han identificado, en Putin, precisamente lo que Putin es. Así que es un tipo de líder político que defiende los valores tradicionales. Así que sólo recientemente, hace un año, Putin ha hecho un decreto de la defensa política de los valores tradicionales. Ese fue un punto de inflexión, diría yo. Pero, los observadores del campo progresista en Occidente, creo que lo han entendido correctamente desde el principio de su gobierno. Por lo tanto, este odio no es casual, algo casual o algún estado de ánimo. No lo es.

TUCKER CARLSON: No es casual. Es muy serio.

ALEXANDER DUGIN: Es metafísico. Si usted, si su principal tarea y objetivo principal es destruir los valores tradicionales, la familia tradicional, los estados tradicionales, las relaciones tradicionales, las creencias tradicionales y aparece alguien con el arma nuclear – que no es menor, el último pero no menos importante, argumento – alguien con un arma nuclear para mantenerse firme en defensa de los valores tradicionales que va a abolir, creo que tienen alguna base para esta rusofobia y el odio a Putin. Por lo tanto, no es por casualidad. No es un cambio irracional de la afinidad soviética a la rusofobia. Yo diría que es algo más profundo. Esa es mi suposición.

TUCKER CARLSON: Está claro que es algo, está claro que es algo más profundo. Pensamos que era importante que sus ideas se difundieran en inglés en Estados Unidos, simplemente porque creemos en la difusión abierta de las ideas. Supongo que somos liberales en ese sentido. Así que estamos agradecidos de que se haya tomado el tiempo, Sr. Dugin. Gracias, Sr. Dugin.

ALEXANDER DUGIN: Muchas gracias.

Fuente KontraInfo


8 respuestas a «Entrevista de Tucker Carlson a Alexander Dugin. Rusia lidera la regeneración de la civilización occidental»

  1. Tucker Carlson, disidencia controlada y homosexual.
    Alexander Dugin, satanista y adorador de Lucifer.
    BORRAD, por favor, esta entrevista REPUGNANTE
    I. Aurrecoechea

    1. Así es, están corrompiendo su antítesis liberaloide para que la gente no solo acepte la comunistoide, sino que la reclame. Ese es el plan. Los amos mueven ambas marionetas. Protocolos. En principio todo parecerá bien pero rápidamente irán apretando cada vez más, se pasará de Rusia a Corea del Norte( o peor , más que probablemente ), pasando por China.

      1. Conciencia del Pueblo

        Miércoles, 1 de mayo de 2024
        Alex Jones, Tucker Carlson y Alexandre Dugin: ¡La trampa!

        Alex Jones promociona hoy la entrevista de Tucker Carlson con Alexandre Dugin durante su visita a Rusia.

        https://twitter.com/RealAlexJones/status/1785454452796711269?t=MRY3uC77A3ttku-teaT3fA&s=19

        El papel de Dugin en la disidencia es convencer a los occidentales, a los «buenos occidentales», para que se unan a Rusia para abrazar el tradicionalismo y el antiliberalismo de Putin/Trump (policía bueno) para luchar finalmente contra los «globalistas» (policía malo) como Biden, Obama, Clinton y Soros.

        Esta es la dialéctica del diablo, la «píldora roja» de la Cabalá, la seducción de la iniquidad.

        El objetivo es crear una guerra civil y luego establecer la «ley y el orden» (tan queridos por Donald) en una dictadura digital.

        Ordo ab chao.

        Por cierto, el logo de la fiesta Eurasia de Dugin es la estrella del caos…

        Los «flautistas de Hamelín» (Alex Jones, Tucker Carlson, Michael Flynn, Donald Trump, Robert F. Kennedy Jr., Joe Rogan, Carlò Vigano, Lucien Cerise, Frank Pengam de Deep Geopolitics y todos los demás) son todos agentes al servicio de la Operación Gran Despertar. Este «gran despertar» se ha infiltrado no sólo en las filas de la «resistencia» sino también en las iglesias cristianas. Es una «batalla espiritual» nos dicen, los «soldados digitales» y los «soldados de Dios» deben derrotar a las fuerzas de la oscuridad.

        SATANÁS SE DISFRAZA DE ÁNGEL DE LUZ…

        Esta operación de seducción y engaño, bajo la bandera de un cristianismo «despierto», tradicionalismo y antiglobalismo, tiene como objetivo convencer a los occidentales de que la destrucción del liberalismo es una necesidad absoluta, en favor de un nuevo orden mundial multipolar «justo y equitativo». ¡Precisamente el plan de los «globalistas» y el «gran reinicio» de Davos!

        Globalistas y globalistas: ¡es lo mismo!

        Destruir Occidente «combatiendo a nuestros enemigos comunes» (el argumento unificador) y luego reconstruir el Orden Mundial en el marco de la Agenda 2030. Esta es una casa mucho peor que la anterior, ¡y aquí es donde se encuentra la trampa del idiota!

        Aquí hay un extracto de la entrevista de Alexandre Dugin en Infowars de Alex Jones en 2017.

        Este fragmento por sí solo es clave para entender la gigantesca influencia de Alexandre Dugin en la disidencia política estadounidense.

        Incluso me atrevería a decir que es el cerebro de una operación subversiva que controla a distancia la disidencia en Estados Unidos, Francia, Canadá y Rusia. Y probablemente en otro lugar. Quebec ya ha sido conquistada. 😉

        Alexandre Dugin, un mago oscuro de muchas veces, admirador de Aleister Crowley y la Cábala, está al frente de la operación psicológica más increíble de los tiempos modernos.

        ALEX JONES:

        «Uno de los temas que Alexandre Dugin quiere abordar es 👉la era post-globalista. (…)

        Así que, doctor, muchas gracias por venir. Quiero hablar por unos minutos sobre ti, sobre lo que realmente representas, lo que realmente crees, sobre 👉todo el gran movimiento que has comenzado. En su opinión, ¿quién es Putin y 👉quién es Trump en este nuevo mundo multipolar?

        ALEXANDRE DUGIN:

        «El globalismo es un problema de todos los países y de todas las personas. Los rusos también están siendo atacados por el globalismo. 👉Debemos estar unidos. Creo que una gran «multipolaridad» puede llevar a la cooperación de nuestros países y pueblos. Pero 👉debemos luchar contra nuestros enemigos comunes. Tenemos que enfrentarnos al Sr. Soros, que ha tratado de derrocar a nuestros gobiernos y está tratando de crear una revolución de color en nuestros países». (…)

        «Los globalistas trataron de convencer al mundo de que ‘Putin ayudó a Trump’ a ganar las elecciones con todas estas estúpidas cosas de piratería informática y demás… 👉Pero Putin realmente ayudó a Trump al mostrar con el ejemplo cómo defender valores realistas».

        ALEX JONES:

        «¡Exactamente! 👉Rusia es un ejemplo de una salida del globalismo y quieroTe felicitamos por ello».

        ALEXANDRE DUGIN: »

        Absolutamente. Pero creo que ahora la situación ha cambiado un poco. Esto es muy importante para la historia de la humanidad.

        Hoy, la iniciativa de quienes están cambiando el mundo vuelve a estar en manos de los estadounidenses, en manos del presidente Trump.

        👉Rusia ha hecho una especie de introducción al futuro de la multipolaridad. Pero ahora todo depende de Estados Unidos y del presidente Trump. 👉Es capaz de salvar a la gente de todo el mundo del globalismo y ya ha comenzado esta lucha verdaderamente espiritual».

  2. Entrevista muy interesante y con muchas ramificaciones de orden social, ecónomico, político y religioso (larguísimas de tratar, obviamente). Se entiende el porqué de la animadversión que le profesa el imperio masónico anglosajón a sus ideas. Y no solo a las suyas…, también a las del presidente Putin.

  3. Esta entrevista se puede resumir, si es que se tiene el discernimiento de la diferencia entre alma y espíritu, El alma es la entelequia en su evolución del animal hombre, consciencia-tiempo y el espíritu dormido que lo anima, el origen que sueña la entelequia. Por lo tanto, el alma es electrónica y su dios impostor, la inteligencia artificial. La civilización se va creando, generando cultura, se va modelando con las ideologías, entran en conflicto y guerras, se va perfeccionando el armamento, hasta las armas de destrucción masiva. Crece la población, los recursos cada vez son más vitales y surge el miedo en la casta dominante que se ve amenazada por la superpoblación y el colapso de la humanidad.

    Tras llegar a la cuarta revolución industrial de nano biotecnología, surge la idea del transhumanismo, el poder controlar el cerebro por interfaz inalámbrica y su natalidad, por crédito social de consumo con dinero programable. Esta revolución sustituye a todas las ideologías políticas, liberalismo-marxismo-comunismo-fascismo. El multiculturalismo es el motor para hacer desaparecer todas raíces ancestrales, las tradiciones, familia y valores de cada raza, por eso se creó el plan Kalergi. Por lo tanto, la inteligencia artificial va sustituyendo la memoria del pasado, por una nueva, la del transhumanismo, sin raíces, sin tradiciones, sin valores primordiales, se vacía todo el contenido de la matriz arquetípica, para la nueva versión del ser humano 2,0 con nueva clave genética insertado a una matriz digital, servil y radionaueromodulado por inteligencia artificial. La ciencia que sustituye a dios, por eso ciencia y dios, no pueden coexistir. Ahora se puede entender, la diferencia entre alma y espíritu, el final de la entelequia del alma (alfa y omega), es el final de los tiempos.

    Saludos cordiales

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad