Errores sobre la Encarnación de María

¿Cuáles son los errores principales sobre la Encarnación? Son los de los arrianos, apolinaristas, monotelitas, gnósticos, nestorianos y eutiquianos.

¿En qué consistía el error de los arrianos? Los arrianos negaban la divinidad del Verbo, y por consiguiente la divinidad de Jesucristo. El arrianismo fue condenado en el concilio de Nicena, primero ecuménico (año 325).

¿Cuál era el error de los apolinaristas? Los apolinaristas, discípulos de los dos Apolinarios, padre e hijo, el primero sacerdote y el segundo obispo de Láodicea, enseñaban que el alma de Jesucristo era puramente Sensitiva, y no racional; que las operaciones de la inteligencia las ejecutaba el Verbo de Dios. El apolinarismo fue condenado en el concilio de Constantinopla, segundo ecuménico (año 381).

¿En qué consistía el error de los monotelitas? Los monotelitas, cuya cabeza principal fue Sergio, patriarca de Constantinopla (año 610), enseñaban que el alma de Jesucristo estaba privada de voluntad; que en Él sólo existía la voluntad di villa. El monotelismo fue condenado en el tercer concilio de Constantinopla, sexto ecuménico (año 680).

¿Cuál era el error de los gnósticos respecto del cuerpo de Jesucristo? Los gnósticos, herejes de los dos primeros siglos, enseñaban entre una infinidad de errores, unos, que el cuerpo de Jesucristo era fantástico y otros que había descendido del cielo, y que, por tanto, Nuestro Señor Jesucristo padeció y murió sólo en apariencia.

¿En qué consistía el error de los nestorianos? Los discípulos de Nestorio, patriarca de Constantinopla (año 428), enseñaban que la unión del Verbo con la naturaleza humana no era personal, sino moral, como la que existe entre Dios y el templo en que reside, sacando en consecuencia: 1º que en Jesucristo hay dos personas, la divina y la humana y 2° que el hombre, hijo de María, al cual se unió el Verbo, no es Dios, y que María, por consiguiente, no es madre de Dios y 3° que no debe admitirse una real comunicación de idiomas. El nestorianismo fue condenado en el concilio de Éfeso (año 431).

¿Cuál era el error de los eutiquianos? Los secuaces de Eutiques, monje de Constantinopla, enseñaban que la naturaleza humana en Jesucristo estaba absorbida por la naturaleza divina, como una gota de lluvia lo es por el Océano. Cayeron en este error por combatir a Nestorio: de la unidad de persona sacaron como consecuencia la unidad de naturaleza.­ Fueron condenados en el Concilio de Calcedonia (año 451).

¿Qué consideraciones pueden hacerse acerca de los errores contra el misterio de la Encarnación? 1º Aparecieron desde el origen del cristianismo, y se perpetuaron en distintas formas durante varios siglos. 2° Todos tienden a negar la obra de Dios, destruyendo ya la humanidad, ya la divinidad de Jesucristo. En efecto, si Jesucristo no es verdadero hombre, o por no tener un cuerpo real (gnósticos), o porque su alma no es racional (apolinaristas), o porque no está dotada de voluntad (monote­litas), o porque su naturaleza humana estaba absorbida por la divina a causa de la unión hipostática (eutiquianos), no pudo satisfacer por el pecado, porque la satisfacción, la expiación no convenía a la naturaleza divina. Si Jesucristo no es Dios, porque el Verbo no es Dios (arrianos), o si la naturaleza humana forma en Él una persona distinta de la del Verbo (nestorianos), no pudo dar a su satisfacción un valor infinito, y la Encarnación no realizó el fin principal que Dios se proponía: la plena reparación de la ofensa.

¿Cómo se explica que haya tanto errores contra el misterio de la Encarnación? Porque el demonio que los inspira quiere vengarse así en Jesucristo y la Iglesia, su cuerpo místico, de la derrota que sufrió por medio de la Encarnación. “El dragón se irritó contra la mujer, y marchóse a guerrear contra los demás de la casta de ella, que guardan los mandamientos de Dios, y mantienen la confesión de Jesucristo” (Apoc., XII, 17).


Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*