¡EXCLUSIVA! Sólo uno dio el paso al frente (II/III)

Col. Fdez. Navarro de los Paños

En la primera parte de esta serie de tres, vimos cómo el Col. D. Lorenzo Fernández Navarro de los Paños y Álvarez de Miranda fue el único mando de nuestras FFAA, que ya es decir, o sea, de los Ejércitos de Tierra, Mar y Aire, que, con argumentos incuestionables y desde la más estricta legalidad, se negó a cumplir una de esas órdenes que no se deben cumplir por mucho que partan del mando superior, y ello por evidentemente ilegales, indignas, inconstitucionales, demagógicas y contrarias al honor. En el caso que nos ocupa, dicha orden, la de hacer una relación de pretendidos símbolos «franquistas» existentes en todas las dependencias militares, fueran de la clase que fueran, para proceder a su destrucción, procedió del los indignos Gral,s Félix Sanz Roldán (JEMAD) y Carlos Villar Turrau (JEME); quienes, eso sí, con tan infame proceder apuntalaron sus carreras.

Pues bien, no contento el Col. Fdez. Navarro de los Paños con su valiente y honorable acción, dando cara al enemigo que como vemos era más que poderoso, y soportando con serenidad su injusto cese y arresto, se dispuso a mantener la posición a toda costa como para estos casos mandaban las Ordenanzas, así como a no entregarla hasta haber agotado en su defensa hasta el último cartucho.

Para demostrar lo anterior, ofrecemos a nuestros lectores los documentos originales que lo prueban.

En el primero (AQUÍ EN PDF), nuestro protagonista se reafirmó en cuanto a lo dicho en su escrito inserto en la Primera Parte, en esta ocasión con párrafos tan clamorosos como el que sigue:

«El escudo de la primera vidriera es el ESCUDO OFICIAL DEL ESTADO ESPAÑOL desde  de Febrero de 1938 hasta el 19 de Diciembre de 1981 y como tal fue reconocido y respetado, no sólo por los españoles, sino también por toda la COMUNIDAD INTERNACIONAL. A su amparo y durante su vigencia legal tuvo lugar el nombramiento de S.M. D. Juan Carlos Primero como Rey de España y Jefe del Estado, así como también tuvo lugar el proceso constituyente y la promulgación de la vigente Constitución de 1978, por lo que no puede considerarse ni «inconstitucional» ni «preconstitucional» ya que la Constitución, no sólo no lo suprimió, sino que coexistió con él más de tres años. Por lo anteriormente expuesto, el antiguo escudo de España en ningún caso puede considerarse como «escudo, insignia, placa u objeto o mención conmemorativo de exaltación personal  o colectivo de la sublevación militar de la guerra civil o de la represión de la dictadura» y por lo tanto no le es de aplicación el artículo 15 de la Ley 57/2007.».

El Col. Fedz. Navarro al frente de su COE

En el segundo documento (AQUÍ EN PDF), se procede a imponer al Col. Fdez. Navarro de los Paños un arresto de 30 días. No se pierdan ni una coma del mismo, porque de verdad que es de traca. En todo él, el firmante del arresto, el Gral. Ángel Guinea Cabezas de Herrera, a la sazón Gral. Jefe de la Cuarta Subinspección del Ejército, con base en Valladolid, se cubre de «gloria», pone de manifiesto su incapacidad, hace alarde de su estulticia, muestra sus vergüenzas y no seguimos porque no íbamos a acabar. Fíjense en las artimañas y agarraderas que utiliza para el fin fijado de antemano, es decir, la justificación como sea de dicho arresto, no sólo no se sostienen, sino que peor aún (o tal vez mejor), le dejan en evidencia. Entre otras perlas, dicho penoso General acusa al Col. Fdez. Navarro de subjetivismo, cuando a la vista está que el subjetivo es él; también de vulnerar el principio de neutralidad política, cuando el que lo viola (por delante y por detrás) es el propio General al actuar en favor de una postura política, por demás revanchista y antinacional, como es la que empapa la Ley de Memoria Histórica. Y no es menos patético cuando tan penoso General habla de disciplina, la que él confunde interesada y cobardemente con sumisión, o cuando clama por las importantes misiones encomendadas a las FFAA de las cuales él se pasa por el forro todas ellas, o sea, las que constan en el Art. 8º de la Constitución cuando callaba cada vez que se mancillaba el honor de España y de nuestros sagrados símbolos por ejemplo en Cataluña o Vascongadas… y hasta nuestros días; así estamos ahora, por Generales como el pobre Ángel Guinea Cabezas de Herrera.

En el tercer documento (AQUÍ EN PDF), el Col. Fdez. Navarro de los Paños recurre el arresto impuesto –así como su cese–, haciendo alarde de dignidad, conocimientos jurídicos, patriotismo y honor que, como se pueden imaginar, de nada le sirvieron pues el asunto estaba ya más que sentenciado por… la trama.

Sanz Roldán

Villar Turrau

Guinea Cabezas

La importancia de lo ocurrido es múltiple, pero para nosotros destacan, a parte de la gallardía del Col. Fdez. Navarro de los Paños, ya varias veces resaltada, la ignominia e infamia de los mandos superiores implicados en el asunto, es decir, los Generales Félix Sanz Roldán (JEMAD), Carlos Villar Turrau (JEME) y Ángel Guinea Cabezas de Herrera, (tres eran tres y ninguno bueno), así como del resto de mandos de las FFAA que con su silencio cómplice demostraron también lo que eran, porque si todos a una, ante la evidencia de la inconstitucionalidada de la Ley de Memoria Histórica, del sectarismo y revanchismo demencial de querer destruir una parte muy importante de nuestra historia borrando todo vestigio de ella –como si fuera posible hacerlo de la Historia– y de la injusticia hacia tantos como dieron vida y hacienda por liberar a España de la horda totalitaria marxista que la quiso someter a Moscú, hubieran dado el mismo y obligado paso al frente que dio el Col. Fdez. Navarro de los Paños, podemos asegurarles que otro gallo hubiera cantado entonces y… nos cantaría ahora.

En la tercera parte, la siguiente y última de esta serie, veremos cómo el Col. Fdez. Navarro de los Paños dejó en evidencia a todos ellos, pues ni aún habiendo disparado su último cartucho entregó la posición. No se lo pierdan.


2 respuestas a «¡EXCLUSIVA! Sólo uno dio el paso al frente (II/III)»

  1. Un coronel honrado y honesto , que no se puede decir lo mismo de los que venden su alma al diablo , es el estado de partidos, sin división de poderes. Animo la victoria está garantizada. , que la patria está en el cielo.

  2. El General Carlos Villar Turrau, provenía de la asociación clandestina promarxista Unión Militar Democrática, que ni eran “Unión”, porque procuraba desencadenar la desunión en el seno de las Fuerzas Armadas Españolas para debilitarlas y envenenarlas con la discordia (la guerra psicológica entra en escena por aquí otra vez); ni tampoco era «Militar» por dos grandes razones, la primera porque con intención o sin ella formaron parte en su momento del grupo o conjunto de organizaciones de los enemigos de España, inserta la UMD dentro del entramado de organizaciones, grupúsculos y acciones (incluido el GRAPO, el FRAP, la ETA, el «PCE Reconstituido», y todo lo demás, que unos y otros iban de la mano empujando en la misma dirección, e iba todo en el mismo lote en aquella época, les guste o no) , haciendo todos ellos causa común contra la España de Franco que luego los años han demostrado lo que resultaba una obviedad desde el principio, que era contra España porque Franco era el que representaba la verdadera España, encaminados todos ellos formando un grupo o un todo para servir a los intereses de los enemigos de España. No pueden en consecuencia llamarse ellos verdaderos militares o al menos militares de España, por muchas medallas que después interesadamente les haya concedido el Congreso de los Diputados, y que ningún valor tienen desde la perspectiva moral y militar de la verdadera milicia que representaría Daóiz y Velarde, y no Zapatero y sus lacayos. Y en segundo lugar porque se trataba de unos pijos de salón, más amantes del sofá y el Martini y los canapés de galletitas saldas en forma de pez que de las maniobras en el lago de Sanabria o en la Sierra de Cuenca, porque tenían menos espíritu militar que un cartero eventual, porque cualquier cartero eventual o cualquier objetor de conciencia de aquellos que había en los años 80 que cumplían la prestación social sustitutoria del servicio militar en las bibliotecas, con sus pelacos cogidos en cola de caballo y su bicicleta, tenía más espíritu militar que los militares pijos y burgueses de la UMD. De hecho (lo recordamos para el que no lo sepa) el Fundador de la UMD, el Capitán Julio Busquets, que en 1977 le faltó tiempo para dejar el Ejército y presentarse como Diputado del Partido de “los Socialistes de Catalunya” PSOE-PSUC por la provincia de Barcelona, porque además de rojo era separatista, -valga la redundancia-, (una «cualidad» incompatible con la condición de «Militar» al menos de militar de España) abogó en 1979 por la disolución de la Legión (el recorte de la noticia periodística puede verse aquí:
    http://comentariosbrevesjinetes.blogspot.com/2013/04/la-legion-en-malaga.html ), hecho que se califica por sí solo.
    Y en tercer lugar la UMD tampoco era “democrática”, porque si algún calificativo define el trato abusivo y tremendamente injusto que, de modo sistemático y sin compasión, ha recibido el Ejército como institución, y los militares españoles, por los correligionarios políticos de la UMD, y por el régimen “democrático” que estos han impuesto en España, ese calificativo no es otro que el trato más antidemocrático, más intolerante y tiránico, y más dictatorial y miserable, donde a los militares se les ha tratado a patadas, no han tenido derecho ni a hablar, y el que legítimamente ha hecho una declaración, ha publicado un artículo o se ha limitado simplemente a poner su rúbrica, los correligionarios de la UMD les ha faltado tiempo para echar sobre ellos toda la represión habida y por haber. Hasta el punto que los militares son el único colectivo, que yo sepa, en España que tiene terminantemente prohibido opinar, pensar en voz alta, escribir o manifestar de ninguna forma su parecer sobre las cuestiones que les afectan directamente. Ni siquiera a título personal, como cualquier otra persona podría expresar su opinión. Este caso es buen ejemplo de que lo que digo es la pura verdad,
    porque si no estoy en un error el protagonista de esta historia por un mero informe sin publicidad (porque era reservado) sino destinado con todo respeto a la superioridad, sufrió además de los consabidos expedientes disciplinarios, la “pérdida del destino” ocasionándole el mayor perjuicio no sólo a él sino también a las personas a su cargo (a su familia), porque se le negó ningún otro destino (que a los 3 meses perdía el complemento de destino que era casi más de la mitad de la nómina, y con esta maniobra se le reducían drásticamente sus ingresos en una pura maniobra de represalia y de desviación de poder, según el concepto legal del art. 70, 2º Ley 29/1998 LRJC-A: «Se entiende por desviación de poder el ejercicio de potestades administrativas para fines distintos de los fijados por el ordenamiento jurídico») y así lo mantuvieron hasta que pasó a la reserva, y en la reserva se le siguió vetando para ocupar ningún destino en la reserva, (el famoso talante “democrático” de los rojos), con el efecto no sólo de quitarle a un militar lo más preciado, el mando de alguna unidad, sino también con el efecto de condenarle a prolongar la merma en sus ingresos, (el famoso estado de Derecho de los rojos y la famosa interdicción de la arbitrariedad, estos cara duras son los que luego hablan de Dictadura cuando la dictadura son ellos) y así se le prolongó la represión y el castigo hasta que pasó a la situación de “retirado”.

    Está por escribir la crueldad y la iniquidad con la que los militares no traidores han sido tratados. La Ministra de Defensa de Zapatero Carmen Chacón (todo esto ocurrió siendo Carmen Chacón Ministra de Defensa), que parecía una mosquita muerta, con este tema de la implantación de la Ley de Desmemoria, Falsificación y Manipulación Históricas cometió otra villanía más, por pura crueldad o por puro ensañamiento, esta vez le tocó al General Fulgencio Coll Bucher (que en la actualidad milita en el partido político VOX y ha sido candidato a la alcaldía de Mallorca). La Ministra eligió a este General, no sé si esto ocurrió en 2009 o quizás en 2010, con toda la mala intención, para que nombrado Jefe del Estado Mayor del Ejército, la Ministra le ordenó que incluyera en la próxima Orden General de Adaptación Orgánica la supresión de las denominaciones de militares franquistas de todos los cuarteles y unidades y que se retiraran los escudos, símbolos y placas del régimen de Franco quehabía hecho inventariar su antecesor el General Villar Turrau. Podía haber dejado esta labor para el General Carlos Villar Turrau, que había iniciado los trabajos como hemos visto por este artículo en la entrega anterior, y que al provenir de la Unión Militar Democrática habría disfrutado con ello, pero la ministra prefirió elegir por puro fanatismo rojo o por puro odio (que se lo apunten los fiscales del odio dónde está el verdadero odio) al General Fulgencio Coll porque el abuelo de Fulgencio Coll había sido el Coronel de Infantería Juan Coll Fuster, que había hecho la guerra con Franco, y que ocupó la alcaldía de Palma de Mallorca entre 1945 a 1952. Por su parte el padre del General Fulgencia Coll alcanzó en a finales de los años 60 el grado de General de Infantería y fue hasta 1974 Jefe Provincial y Gobernador civil de Vizcaya (y antes había sido Gobernador militar de Menorca, y de joven Delegado Provincial del Frente de Juventudes). Para la Srª Chacón, debió ser un placer enorme poder humillar al General Fulgencio imponiéndole esta orden precisamente a él. Yo espero que San Pedro esté haciendo bien su trabajo en cuanto al pliego de cargos de esta señora, porque si en el Cielo no hay Justicia, entonces ya apaga y vámonos. Y lo digo desde la objetividad porque tengo escasas por no decir nulas simpatías por este general, alguna vez he oído hablar al general Fulgencio, ya como político de VOX, y para los de la SEXTA les parecerá un “facha” tremendo pero a mí me parece su discurso como mucho de la UCD o del CDS, no más, (y que incluso por momentos recuerda al PSOE de Felipe González), y eso para alguien que ha tenido el honor de que su padre sea Jefe provincial del Frente de Juventudes, no es que sea poco, es que es menos que nada.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*