La Gral. Aramendía ¿otra carrera por méritos de género?… femenino, claro

Ortega y su especial forma de ponerse el cubrecabezas…
… y la no menos especial de dirigirse a las tropas

Tras el ascenso a General de Brigada de Patricia Ortega no hace tanto, el Ministerio de Defensa, siguiendo instrucciones precisas de su titular, la ministro Margarita Robles (a) «la mofletes», de oscuro y nunca aclarado pasado judicial, se ha volcado sospechosamente en anunciar como nunca a bombo y platillo el segundo ascenso a tal rango de una mujer, en este caso Begoña Armendía del Cuerpo Jurídico; nota oficial que han copiado todos los medios cual papagayos bien amaestrados sin entrar en más consideraciones.

La nota oficial hace especial mención, sospechosamente como nunca antes, pareciendo más que se busca la excusa no pedida, que es acusación manifiesta, a su supuesta capacidad de trabajo y eficacia; vamos que, al parecer, la señora es una máquina trabajando llegando a calificársela literalmente de «portento» (¡¿?! ¡algún pelota se ha pasado esta vez!), contando con 23 medallas en su haber, incluido su pase… obligado para «hacer la carrera», por estancias en Kosovo, Bosnia, Afganistán y Líbano, es decir, por esas «misiones en el exterior» al servicio de intereses extraños, nunca aclarados y siempre fracasadas porque en todas ellas la cosa sigue tal y como al principio, especialmente Afganistán y Líbano.

Armendía

La pinta de boyera motera de Armendía en la fotografía «oficial» difundida por Defensa –estuvo casada con el Coronel Juan José Soto Rodríguez, en breve puede que General pues reúne todas las características que se exigen hoy para acceder a tal grado… ya me entienden–, tira para atrás hasta al más pintado; alguien debería decirle que ser mujer militar no implica tener que adoptar un look marimacho tan poco femenino, grosero e incluso soez, a no ser que… Y alguien debería regalarle un nuevo bote de tinte porque el suyo no le llegó para las cejas, así como enseñarle a pintarse los ojos, que más parece que lo hizo un grafitero chutado.

En cuanto a lo que opina la susodicha sobre su llegada al estrellato, perdón, generalato, lo ha dejado muy claro: “Alcanzar el generalato es una satisfacción, supone culminar una carrera y el reconocimiento al esfuerzo de 32 años de servicio. Como mujer es un orgullo, soy consciente de que soy un referente para las mujeres de las fuerzas armadas que vienen detrás y también demuestra que hay igualdad de oportunidades en el ejército”. O sea, además de que Armendía no tiene abuela, toda su vacua perorata es puro y duro feminismo radical, marxistoide, habladuría rancia y caducada, cursi y vacía, gastada de tanto decirlo, ella y ellas, y nosotros de oírlo pero no escucharlo, un bla, bla, bla que a estas alturas nada favorece a las propias mujeres… a las de verdad, claro. El discursito de Armendía es tan políticamente correcto que atufa a Robles, pues es idéntico a los que «la mofletes», y otras como ella, nos endilgan día sí y día también. Lo peor, con todo, es que entre tanta palabrería Armendía no menta ni por equivocación o asomo a España, dándonos a entender que su ingreso en las FAS lo fue no para servir a la Patria, no por la satisfacción del deber cumplido, no, sino para «hacer la carrera»… y ser «referente para las mujeres».

Aramendía o un «replicante» de Blade Runner

A propósito de «hacer la carrera», llama la atención la meteórica de la buena señora, que de Teniente Coronel en 2018, en menos de dos años y medio ha llegado a General; ahí es nada y también más que sospechoso, como tanto halago no pedido, que es acusación manifiesta. Asimismo, el hecho de que desde 2008 todos sus destinos han sido en la teta de la vaca, o sea, en el Ministerio de Defensa cobijada a la sombra del gran y buen árbol; el penúltimo de los cuales en 2018, aún de Teniente Coronel, al frente de la entonces recién creada División de Igualdad y Apoyo al Personal, un engendro femimarxista más de Robles para intentar alcanzar la utopía antinatura de la igualdad, todo un imposible, pues aunque es cierto que hombres y mujeres somos iguales en dignidad, quién lo duda, no lo somos en lo demás, pues cada cual tiene sus propios distingos inherentes a nuestra distinta naturaleza, lo que ni mucho menos supone desigualdad, sino diversidad. Y es que ese feminismo que lideran y enarbolan la Robles y Armendía, por citar dos ejemplos, sólo humilla y denigra a las mujeres, porque sobre su base, sobre la infecta «ideología de género», lo que buscan y hacen es imponer un totalitarismo feminista, que no femenino, que cuando menos genera siempre la duda sobre si, por ejemplo, el ascenso de Armendía se debe más, o todo él, a su género… femenino, claro, que a sus capacidades y méritos.

Y es que en el caso de Armendía, además de saberse en Defensa que iba a ser General desde que se proyectó e impulso a tal efecto su carrera hace mucho, más y muy por encima que a otros y a otras con iguales o mayores méritos profesionales que ella que han quedado así injustamente relegados –¿igualdad?–, hay algo que explica lo meteórico de su sprint final y es que la buena señora lleva 32 años de servicio y en Octubre cumplirá 55 años, por lo que de no ascender a General ya, el año que viene hubiera pasado a la reserva y, claro, Robles y el feminismo marxistoide se habrían quedado sin campaña de propaganda y hasta ahí podían llegar.

Aramendía en unas jornadas del CEU

Para nosotros, este tipo de «mujeres» –y de cacicadas– no son referente alguno de lo que deben y son las mujeres de verdad. Para nosotros lo son las que trabajando fuera o dentro de casa, ya me entienden, rezuman feminidad, sensatez, decencia, esfuerzo, valor y ánimo. Las que casadas o solteras cumple con sus obligaciones cada día pretendiendo ser sólo ejemplo para los suyos. Las que aman a su patria, a sus maridos e hijos, las que son el pilar de una familia como debe ser, a su vez base de una sociedad sana y de una patria grande y libre, digna, justa y próspera. Las que no buscan publicidad, ni pretender erigirse en referente de las demás. Para nosotros, al menos, Armendía no es ni ejemplo ni referente de lo que son las mujeres de verdad.

PD.- No podían faltar las preguntas de rigor que nadie contesta nunca: ¿son más eficaces nuestras FAS desde el acceso totum revolutum de las mujeres a ellas? ¿Había necesidad? ¿No bastaban los hombres? ¿Qué empresa, institución (FAS) o similar contrata mujeres sólo por el hecho de ser mujeres? ¿Hay igualdad de verdad o discriminación, injusticias y agravios contra los hombres?


18 respuestas a «La Gral. Aramendía ¿otra carrera por méritos de género?… femenino, claro»

  1. Hay muchas cuestiones importantes que cabría comentar de esta noticia, yo sólo voy a indicar una muy brevemente: la bajeza moral de nuestras Fuerzas Armadas, sus responsables políticos, sus mandos, y los que se prestan a ser alzados a sabiendas de que hay otros mejores.

  2. Magnífico artículo que demuestra que con una excepción conocida por los lectores, los militares, militaras y militaros españoles carecen de honor.
    Habría que enseñar a esta banda desmoralizada y desorganizada quién es su jefa, la ministra Robles, corrupta y ejemplo de corruptores y conseguidores de sentencias amañadas en el Supremo, Constitucional y la mayoría de los Tribunales.
    Si en España y por la Gracia de Dios, tenemos un único militar con honor, en el caso de los jueces no podemos decir lo mismo.
    Esta nueva generala si como se dice es del Cuerpo Jurídico debería investigar de oficio el expediente royuela, auténtico y demostrado desde el prisma de la lingüística computacional y que si es una Jurista de verdad, haga, señora Generala, acopio de valor y de honor para poner a esta banda y panda de asesinos del PSOE entre los que se encuentra la Robles, en la cárcel. SI no es capaz, váyase y abandone ese Cuerpo antes honorable.
    Íñigo Caballero
    Ingeniero Industrial SUperior, Matemático y Máster en Prevención de Riesgos
    Carlista desde que nací

  3. Magnífico artículo.
    Con afirmaciones que “piden mármol”»
    “La infecta ideología de género lo que busca es imponer un totalitarismo feminista”….
    ¡¡¡El imperio de las bragas!!!

  4. Muy gráfico lo de “El imperio de las bragas”
    Yo creo que al ex marido, coronel Juan José Soto Rodríguez, más que el ascenso a general lo que le correspondería es “la Medalla de Sufrimientos por la Patria”

      1. «Qué nivel!» (sic) dice Amén. ¿Le extraña? Porque viniendo la noticia del ex-ejército ‘pañol ya nada extraña, cualquier enormidad se da por asumida y si la próxima es que la legión -las mayúsculas hay que merecerlas-, habrá de desfilar con tu-tú arco iris, tacón alto y maquillaje de combate (perfumado por Cristian Dior naturalmente) pues aparte de pedirles que compongan la posturita, que eso se les da de miedo, y nos canten lo del Novio de la Muerte que siempre queda tan aparente, no sólo nos daremos por satisfechos sino que nos lo tomaremos como hay que tomarse estas cosas en España: ¡con toda naturalidad! ¿por qué no? Ahora que hay que reconocer, que el nivel de la camionera estrellada viene a darse la mano, o la tijera según se mire, con el de la comunista que la aúpa al estrellato. Claro está que algunos tienen unas tragaderas que ni el Tragaldabas. Si es ese su caso ¡que aproveche! pero ¡que ascazo!

  5. Es vergonzoso escrito machista y vomitivo. Irrespetuoso, ultra, cobarde, de sucio estilo, inaceptable para personas honestas. Inspira odio y desconocimiento del compañerismo militar. Ignorante, mentiroso, insultante y envidioso.
    ASCO me produce su pordiosera pluma. No es Ud. militar, verdad?

    1. ¡Ea, ea, ea, el «militar» se cabrea. Quien se pica, ajos como. Prueba de que el artículo ha dado en el clavo. ¡Bravo! Además, este «militar» confunde la virtud del compañerismo con su vicio opuesto que es el corporativismo. Ajo y agua «militar» que sólo sabe insultar.

    2. Vaya, vaya con este otro soldadito. Pues, caballero, caballera o caballere, lo que está claro es que el único que insulta, y ahí está su comentario, es usted. Así es que deje de rebuznar. Debe ser usted familiar o directo subordinado de l replicante Armendía –vaya pinta de… incalificable– y espera que le beneficie, o usted beneficiársela a ella o a él o a elle. ¿Machista? pues usted feminista, o sea, lo contrario de femenino. ¿Vomitivo? Lo suyo. Y no sigo porque si no este comentario sería kilométrico y no merece la pena. Con «militares», militaros y militaras como usted está claro por qué ha ascendido Armendía, la replicante de Blade Runner. Por cierto, qué bueno el artículo.

    3. Y si tanto ASCO le produce ¿por qué lo ha leído y se ha tomado la molestia de comentarlo? ¿Es usted masoquista? O… ¿pariente de tan… extraña feminista? ¿Su labor en Igualdad? Joe, la leche, si yo le contara. Una paniaguada del PSOE, desde su más tierna infancia. Una hiedra trepadora. Una marimacho soberbia y cretina. En fin, para qué seguir. Su comentario lo dice todo de usted y… de ella.

    4. José Moreno, si es que ese es su nombre, militar, que no sé si lo es, dice, pero no justifica, relincha, pero no argumenta, insulta, usted sí, pero no justifica. Con Josés Morenos y militares como usted no es de extrañar que las arpías como Armendía lleguen a… generalísimas

    5. Estimado seguidor: como ve, nuestra política de comentarios es de lo más laxa. Le sugerimos que para comentar artículos, en esta web como en cualquier otra, deje los descalificativos y argumente, porque de lo contrario, como le ocurre con su comentario, queda usted en evidencia, da aún más la razón al articulista y hace el ridículo. Es un consejo de buena fe. Saludos cordiales

  6. No voy yo defender este ascenso, pero en honor a la verdad creo que hay que informarse mejor para asegurar que desde 2018 siendo Tcol ha pasado en tres años a General. No es cierto y confunde al lector.
    En 2018 asciende a Coronel y en tres años se puede llegar a General. Como los Coroneles del Arma.

    1. Pues yo tampoco. Y a mí no me ha confundido el artículo. Claro, que se puede si el dedo mágico de tu íntima amiga la ministra Robles te apunta. Se puede si el dedo mágico marxista te ha elegido desde hace tiempo pues eres pieza de propaganda feminista. Se puede si el nepotismo totalitario del PSOE lo quiere. Se puede si ¿eres mujer? ¿Igualdad? Se puede, claro, pero ¿se debe? o ¿debería? ¿Y dónde quedan los otros más antiguos que Armendía y por lo menos igualmente «portentosos» a los que también se podría pero que no se ha querido? Se puede seguir en la calle, como el Col. de los Cobos, si Marlaska y Sánchez lo quieren, a pesar de la sentencia judicial a su favor. Más ejemplos póngalos usted mismo. A mí no me ha confundido. Por cierto, nada dice de lo que dice el artículo sobre que o era ahora o se le pasaba el arroz a la «portentosa» mujer. ¿Igualdad?

    2. Poderse no significa que se deba. El problema es que el nepotismo que impera con Robles –que viene de antes, eso sí, sólo que con esta pájara llega a la Luna– puede con todo. Lo de Armendía estaba cantado desde… que era casi capitán, porque además de lo dicho en el artículo, que es brillante, no se ha dicho que la «boyera motera» es de la cuerda, una paniaguada femimarxista más, ávida medradora. Todo encaja. Estaba cantado. El artículo bordado. único en su especie, porque todos los medios, claro, sólo han copiado la nota peloteril, premeditada y alevosa de Defensa que también estaba cantada.

    3. Estimado seguidor, o ¿mejor decir Sra. Begoña Armendía? Porque lo de «yo»… Pues sí, claro que se puede, pero ¿se debe? Los militares sólo demuestran su valer, y su valor, en ocasiones de combate, de guerra, en paz nunca uno es ni debe ser más que otro; salvo el inepto recalcitrante al que hay que largar. Carreras meteóricas como esta ¿la suya? en tiempos de paz –las misiones en el exterior, mal que les pese, no dicen ni mucho o casi nada– son siempre cuando menos sospechosas. En este caso más precisamente por tratarse de una mujer. El feminismo marxistoide va quedando cada día más en evidencia, en tela de juicio y en ridículo, y ni mucho ni nunca ha sido beneficioso para la mujer, sino como se verá contraproducente. A esta buena mujer ¿usted, Armendía? se le pasaba el arroz y había que echarle más agua para que pudiera seguir cociendo… otros cuántos años más. Saludos cordiales

    4. Sr. Yo,
      yo creo que la cuestión de fondo no es cuántos años hacen falta para pasar de Tte. Coronel o Coronel a General, si 3 ó 4 años es poco o es suficiente, sino que en mi modesta opinión la cuestión de fondo son dos:
      – por qué se asciende
      – y qué papel juegan los funcionarios del Cuerpo Jurídico Militar en la falta de Justicia en las FFAA.

      1.- Sobre la primera cuestión, esta señora no ascienda como se ascendería en condiciones normales, al margen de que fuera mujer u hombre, sino que asciende por razones no ya políticas, sino mucho peor, por razones de ingeniería social. Usted a lo mejor no se ha enterado de que estamos en la 3 guerra mundial y dentro de ella en la destrucción de España, en este proceso las cosas no ocurren porque sí, sino con una finalidad previamente calculada. La señora Carmen Chacón no fue nombrada Ministra de defensa por Zapatero porque él considerará que pudiera ser una buena ministra, sino que lo hizo porque estaba embarazada de 7 meses y era separatista catalana, y de esta forma provocaba 2 efectos, uno «ad intra» en el seno de nuestras FFAA que era su desmoralización y humillación, se podía haber elegido con el mismo efecto al tonto de un pueblo o a un enajenado de un psiquiátrico, pero se optó por esta señora. El otro efecto era «ad extra», para dejar al Ejército ex-Español en su imagen exterior a la altura del betún , desacreditándolo ante sus enemigos exteriores para que le perdieran todo respeto , porque la principal misión de un ejército en tiempos de paz es la disuasión y lo que se pretendía Zapatero en sus planes de destrucción progresiva de España es que poniendo a una señora con una barriga de 7 meses y separatista catalana al frente del Misterio de Defensa, los Ejércitos españoles perdieran la poca disuasión que inspiraban. Después de 40 años desarmando a España y desarticulado sus estructuras de Defensa Nacional.
      De hecho las imágenes de la ministra pasando revista con el barrigón y el tonto del General Sanz Roldán detrás como un pasmarote, fueron enseñadas a los talibanes para enfervorizarlos poco antes de un ataque al contingente español.
      Es en este contexto donde se produce este nombramiento de esta General, y con la finalidad no de premiar a un buen profesional, lo cual sería legítimo, sino que los buenos profesionales en las FFAA están perseguidos, los que se promocionan son los que están dispuestos a decir ante una invasión de Marruecos a las Canarias, que la Armada está para ayudar a los cayucos , o los que se prestan a colaborar en la islamización de España felicitando el Ramadán a los enemigos de España en Ceuta.
      El fiasco de Afganistán si algo demuestra es que las armas solas no defienden a un país, hacen falta hombres que las empuñen y lo hagan con moral de combate y de victoria, todo lo cual se trabaja para que nada de esto exista en el Ejército ex-Español.

      Si esta señora fuera una mujer sin ese loock de lesbiana con el pelo a lo garcon y pintado de rubio, sino una madre de familia o soltera pero discreta, trabajando como dice el art. 18 de las Reales Ordenanzas: «nada esperar del favor ni temer de la arbitrariedad» , o como hay tantas en la Administración civil, no habría sido ascendida, lo ha sido porque está de Vicesecretaria general en el Ministerio, actuando como tantos socialistas disfrazados de uniforme, más como política que como militar, al servicio no de las FFAA ni de España sino del PSOE y de su labor de descomposición de las FFAA, como persona de confianza de la Ministra, con lo cual lo que se vende como un logro de la mujer militar, en realidad bien pudiera ser calificado de otro caso de presunta corrupción politica, de amiguismo o de mamoneo o de ingeniería social para provocar un efecto politico-social donde el mérito y la capacidad no han jugado ningún papel
      Que se ascienda en 3 ó más años es lo de menos, la cuestión de fondo es que solo asciende los que están en sintonía con los políticos de la anti-España, el que se mueve no sale en la foto, y se asciende para hacer propaganda roja a costa de este nombramiento. Yo si fuera ella no me habría prestado a la ingeniería social a mi costa, cuando ella lo hace es porque está de acuerdo

      2.- Respecto de la segunda cuestión, qué grado de culpa tienen los Funcionarios del Cuerpo Jurídico Militar en la falta de Justicia que hay en el seno de las FFAA ex-Españolas, yo he de decirle que en mi modesta opinión , mucha., todos ellos pero más los que además tienen un cargo directivo en el Ministerio.
      La falta de Justicia en España no es cosa únicamente de las FFAA, sino que está generalizada en todos los órdenes, pero en el ámbito militar los grados de mamoneo que se alcanzan son para nota.
      Toda la culpa obviamente no es de los funcionarios de este Cuerpo , sino de los militares de todo rango que cada uno en su parcela de competencia no hace honor al art. 18 de las Reales Ordenanzas (hablo de memoria, me refiero al artículo «Justicia en las FFAA»: nada esperar del favor ni temer de la arbitrariedad) ni al principio de legalidad (art. 9, 1 CE), ni al de interdicción de la arbitrariedad (art. 9,3 CE), ni de actuación con sometimiento pleno (no parcial o a la carta) a la Ley y al Derecho (art. 103, 1 CE). Pero la ilegalidad de todos esos no sería posible si los Funcionarios del Cuerpo Jurídico Militar salieran en defensa de la legalidad para evitar que la iniquidad pudiera consumarse, o una vez cometida salieran para que no se mantuviera. Yo de esto sé un poco porque soy asesor jurídico de una Administración pública y nuestra función no es contribuir a consolidar la iniquidad y la injusticia, sino todo lo contrario, hacer prevalecer la legalidad, si para ello hay que dejar a algún cargo político o de confianza como un memo o como un merluzo, pues se hace porque la función de un funcionario jurídico no es buscar su propia promoción profesional o política a cambio de vender su alma al Diablo, sino que es buscar la verdad jurídica y adherirse a ella, y defenderla FRENTE A TODOS.
      Este compromiso de defensa de la legalidad con honestidad, buscando la verdad y adhiriéndose a ella, dándole la razón a quien la tenga, sea quien sea y tenga el color político que tenga, es difícil de encontrar hoy en día en ningún ámbito, pero se ven casos de vez en cuando de gente decente, pero en el ámbito militar jamás vi un solo caso, ni uno solo, no digo que no exista, porque yo no los conozco a todos, digo que jamás lo vi , ni uno solo.
      Dicen que la Justicia militar es a la Justicia lo que la música militar es a la Música. Está indefensión de los que se someten a la justicia militar sobretodo en el ámbito administrativo no sería posible si, -no digo todos pero sí muchos-, militares y Guardias civiles de todos los grados y muchos funcionarios de este Cuerpo fueran como se espera de una persona que tiene como cometido defender la legalidad con honestidad.
      Yo no conozco a esta señora, ni tampoco conozco a todos los funcionarios de este Cuerpo, pero la opinión profesional que tengo de los que conozco no puede ser peor. Estoy convencido, y lo he escrito muchas veces, que bastaría con sustituir en la función asesora jurídica en el seno de las FFAA a los funcionarios del Cuerpo Jurídico Militar por Abogados del Estado, para que con solo ese gesto obtener una mejora espectacular en la legalidad de la actuación administrativa en el seno de las FFAA en general y de las garantías de legalidad de los encartados en particular.

      A usted le parece ético a la hora de calificar jurídicamente unos hechos , cargar las tintas sobre el guardia acusado de «franquista», como si esto fuera una falta disciplinaria o un delito en sí mismo, porque es lo que políticamente renta, y guardar silencio sobre la mayor responsabilidad disciplinaria del guardia de Podemos. Estamos hablando de cargar las tintas sobre una supuesta falta grave muy forzada, tato que demuestra la nula cualificación tecnico-juridica del Comandante (creo que este era su empleo entonces) del Cuerpo Jurídico que la tipificaba con alfileres, y sin embargo guardaba silencio sobre las 7 faltas disciplinarias de libro del Guardia de Podemos, 2 de ellas de carácter Muy Grave, y una de las graves, la denuncia a través de un medio de comunicación, que no podía decir que no la viera cuando era precisamente a la vista de la misma que se actuaba solo contra el guardia tachado de franquista. Es eso ético?
      .
      A usted le parece ético en el informe para elevar un recurso de alzada que un General del Cuerpo Jurídico Militar, que además se da insultas por internet, diga como pretexto para no informar sobre los motivos de nulidad de pleno Derecho y violación de Derechos Fundamentales a un Brigada de la GC acusado de poseer unos tuits calificados de «franquistas»en su cuenta particular de Twitter, que son el fundamento de su recurso, que el General no informa sobre estos motivos de nulidad de pleno Derecho y violación de Derechos Fundamentales que son el fundamento del recurso, porque no le corresponde a él resolver el recurso de alzada, cuando la obligación de hacer este informe (art. 121, 2 Ley 39/2015) no es para que resuelva él sino para elevar el recurso al órgano competente para resolver, todo por no darle la razón al interesado o para no desautorizar la actuación administrativa ilegal objeto de recurso?, Cuando precisamente la función asesora de los jurídicos de las AAPP es impedir la ilegalidad o rectificarla cuando está ya se ha producido, y negándose a informar la parte más importante del recurso no se corrigen los motivos de nulidad de pleno Derecho y la violación de Derechos Fundamentales sino que se consolidan.
      Qué lectura moral, profesional y jurídica tiene esta conducta? De qué sirven los golpes de pecho si uno es capaz luego de conducir de esta forma tan miserable?

      A usted le parece ético resolver un miembro del Tribunal Militar Central de este Cuerpo sobre una cuestión lo contrario de lo que él mismo tenía escrito y publicado en un libro?
      Luego tienen la hipocresía de dar cursos en la Universidad, cuando están para recibirlos ellos.
      Qué ha hecho esta señora desde su puesto en el Cuerpo Jurídico Militar primero y en el Ministerio con cargo de confianza después para luchar contra esta lacra ? Que yo sepa nada, al contrario ella pertenece a los imperantes y su séquito, del que se mueve no sale en la foto.
      Ante este panorama para llorar, hoy en día tiene más mérito jurídico no tener la Medalla de San Raimundo de Peñafort que el tenerla. Se demuestra ser mejor militar los que se les niega el acceso a General que los que llegan a este empleo, porque los que no llegan demuestran que no se han vendido a la corrección política ni al mamoneo que hay en España a todos los niveles. Son muy pocos los que dan un paso al frente de ejemplaridad, y se niegan públicamente a decir lo que todos: lo bonito que es el traje del emperador y lo bien que le queda, cuando la verdad es que no hay traje, que todo es un fraude y que el emperador va desnudo, pero estos pocos que se atreven a ser honestos valen más que el resto , de eso no hay duda, aunque no pasen de Tte. Coronel o Coronel y se les niegue el Generalato.
      El motivo de esta negativa luce más y da más brillo y honor que las espadas y luceros de los Generales que para serlo han tenido que vender su alma, de eso no me cabe duda. Yo en esto le digo lo que Franco le contestó a Azaña cuando al inicio del Movimiento este quiso desmoralizar a Franco recordándole lo mucho que tenía el Gobierno Rojo y lo poco que tenía él, y Azaña enumeró que tenía la mayor parte del Ejército y casi toda la Aviación y la Armada, y los más importantes puertos (Gijón, Bilbao, Barcelona, Valencia, Málaga, etc) y la totalidad de las zonas industriales, y el apoyo internacional de las naciones más poderosas,… y Franco, después de escucharle le replicó: «ustedes lo tienen todo MENOS LA RAZON».
      Los militares rojos de hoy siguen teniéndolo todo menos la razón, lo ocurrido en Afganistán demuestra hasta qué punto están equivocados , y en la ruina que están gestando para España ellos mismos como entonces se van a ver arrastrados .

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad