Lucharemos en las playas

El G-20 están implementando el PASAPORTE SANITARIO PERMANENTE.

¡Nos están encerrando mientras nadie se da cuenta!

Queda poco tiempo para una reacción general.

Una vez firmados los acuerdos, se convierten en leyes vinculantes y se implementan; llegado ese punto las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado se encargarán de que ningún ciudadano pueda escapar.

Será entonces, ya tarde, cuando muchos se den cuenta.

Está encendido el fuego bajo el caldero de agua en el que todos flotamos. Según se caliente el líquido nos iremos cociendo.

Dejen de discutir y hablar de los muchos señuelos que nos ponen para distraernos. La situación es extremadamente grave ¡están firmando los jefes de estado!

Los paneles de BIOMETRÍA ya están siendo instalados en las estaciones de trenes, en los aeropuertos, en los hospitales y en todo centro público, para que todos seamos escaneados, leídos y registrados digitalmente.

El fin es el control total y absoluto de nuestros movimientos, de tal suerte que todo aquel que no lleve en su cuerpo todo en orden (vacunas, deudas, huella de carbono, etc.) quedará muerto socialmente sin acceso a sus fondos y sin capacidad de entrar en ninguna instalación ni de huir.

Nos lo venderán como si fuera por nuestro bien, el bien del planeta, el clima, la salud o la seguridad; pero la realidad será un estado policial donde los individuos serán despojados de sus libertades.

Solo la unanimidad del pueblo, la ausencia de colaboracionistas y la insumisión absoluta pueden evitarlo. Despierte a cuantos pueda a su alrededor porque los necesitamos.

Recuerden que nada de esto se puede llevar a término si al menos la mitad de la población no colabora tragando.

La Cumbre del Clima COP 27, la del G-20 y la de la OTAN cierran los pactos de la Agenda 2030 para instaurar la dictadura global llamada Nuevo Orden Mundial que cambiará la humanidad para siempre.

Demasiados siguen con sus vidas sin hacer caso a los avisos que muchos damos. Absolutamente nadie que investigue mínimamente y no sea cómplice esta en desacuerdo con esto que les estoy diciendo.

Podemos hacer que aborten la operación sólo si detectan una disidencia masiva.

Destruir Europa es su prioridad, y España es proyecto piloto, gobernada por agentes 2030.

Se acerca la batalla final, como anuncié hace meses, y todavía necesitamos despertar a millones.

Mañana es tarde, ayude a la insurrección absoluta informando a su familia y amigos de lo que se avecina.

No lo ocultan, entren en las web de estos eventos siniestros y allí está todo. Igual que cuando les leí por primera vez los prospectos de las falsas vacunas, allí también estaba todo punto por punto.

En cualquier momento nos van a silenciar, de un modo y otro, a los que estamos dando guerra, entonces que Dios nos ayude porque estaremos aislados y aullando al viento.

Lucharemos en las calles, lucharemos en las playas, nosotros, nosotros pocos y felices; versionando a Shakespeare.

Pero ninguna ley injusta triunfará sin la ayuda de los mansos o si no nos da la gana obedecerla. Esos paneles de biometría quizá no duren mucho, puede que algún loco los rompa, no defendemos la violencia salvo en defensa propia.

Quedarse mirando no es una opción, con escobas, bolígrafos o con nuestras propias manos, hemos de plantarnos ante este ataque al pueblo que pretenden ejecutar un puñado de empresaurios filantropófagos cuyos nombres ya conocemos. Una gente tan miserable que todo lo que tienen es dinero.

Su principal arma es la ignorancia de la gente, que crean que eso no va a pasar; ahí entramos usted y yo, los mismos que vencimos a las falsas vacunas, que ya no se pincha casi nadie. Por eso corren, por eso tienen prisa, despertemos a cuantos podamos, es nuestra única opción. Suerte ahí fuera.


4 respuestas a «Lucharemos en las playas»

  1. ¡MecaCIS!, ahora aparecen en el Continente Europeo unos “ingredientes” misteriosos:
    La Princesa rasPutitsa, el General Invierno y la Reina Katyusha …,
    son los “ingredientes” que aparecen en los enfrentamientos pasados entre los «Invencibles» contra los «Inagotables».
    La Princesa actuaba en Primavera y Otoño.
    El General, firme en su Estación Invernal.
    La Reina Katyusha, al ritmo acompasado del sonido trepidante, “Fioushh, Fioushh, Fioushh”, se abrieron las Iglesias al Culto Divino de la Cruz, antes prohibidas y perseguidas, que abrieron el Alma del Pueblo Creyente, y dieron el impulso fundamental a la Ofensiva Bragation.
    En este punto culminante el Nuevo Orden Mundial dió la espalda a los Ortodoxos para llegar al maléfico Gramsci, ahora dueño ideológico de media Esfera Geoidal.

  2. Pase lo que pase, vienen tiempos muy duros. Incluso si Putin no está haciendo un paripé (cumpliendo acuerdos secretos) en Ucrania y está enfrentándose realmente al Nuevo Orden Mundial, el fin será trágico para la mayor parte de la Humanidad. Una guerra prolongada durante demasiado tiempo, entre adversarios tan poderosos, acarrearía variadas y funestas consecuencias a grandísima escala.

    Si no someten a Rusia a sus designios, el N.W.O. (la dictadura global luciferina) no podrá instaurarse y el imperio anglosajón comenzará a colapsar, más o menos rápidamente, por motivos económicos y rebeliones internas.

    Así pues, de una manera u otra, no dejarán de acosar a Rusia por simple necesidad; hasta que esta claudique o se vea obligada, finalmente, a echar mano de todo su arsenal de armas apocalípticas para defenderse.

    ¡Ojalá me equivoque!

    1. Piensos, también, lo mismo que usted.
      ¡Y Dios quiera que nos equivoquemos!
      Hoy por hoy, lo más humano y patriótico, creo es apoyar a Rusia, con todos sus defectos, pero también con todas sus vírtudes: principios religiosos, persecución de la pederastia, simple tolerancia de la homosexualidad, entre personas adultas, y en el ámbito privado, defensa de la Patria, etc.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad