Mártir Agustín Navarro Zapata

Agustín Navarro Zapata (1871 – 30 de Agosto de 1936), nacido en Fuentelespino de Moya (Cuenca) el mayor de cinco hermanos. Tras ser ordenado sacerdote y servir como párroco en la propia Cuenca, fue destinado en tal calidad a Henarejos (Cuenca), donde le sorprendió el inicio de la guerra, por lo que ante la situación de persecución y lo conocido que era, decidió refugiarse en su pueblo natal donde poseía casa y mucha familia la cual procedió a esconderle.

A continuación algunos de  los testimonios fidedignos conservados:

  • «primeramente en su casa… Estando allí, un vecino y amigo de la familia avisó a sus parientes de que a él y a otros les habían mandado vigilar la casa del sacerdote; entonces lo trasladaron a una zona del monte próxima al pueblo, desde donde se veía la vivienda (…) Al poco fueron los que habían mandado vigilar la casa y como no lo encontraron sacaron todo lo que quisieron, ropa, incluso muebles… y allí mismo le pegaron fuego a todo…» .​ Desde donde estaba, el propio sacerdote pudo ver lo sucedido. Los vecinos del pueblo sabían que el clérigo estaba escondido por la zona, pero nadie dijo nada ni se metió con él.
  • «Un día se fue con unos sobrinos de su ama de llaves, a cortar colmenas a (…) Estando allí, para distraerse un poco pensó en cazar y mandó a uno de los resobrinos al pueblo, para pedir a mi padre que le diera la escopeta y el perro. Cuando mi padre se enteró de que su hermano se había ido al monte se enfadó mucho y corrió a buscarle… Pero sucedió que estado allí mi tío (…), se acercó un leñador de Santo Domingo, que fue a pedir agua… Y entonces fue cuando vio a mi tío… Mi tío Agustín era muy conocido en la zona, le llamaban «el cura manchado», por una cicatriz roja que tenía en un lado de la cara (…) El caso es que el leñador dio parte al Comité de Santo Domingo y enseguida fueron a buscarle… Vinieron como fieras, lo agarraron y se lo llevaron. Cuando mi padre llegó ya no estaba…»
  • «Tras detenerle lo subieron a Moya y según el secretario que había entonces en Santo Domingo, amigo de mi padre, le hicieron padecer lo que quisieron. Le mandaron sacar cosas de una iglesia, maderas o lo que fuera (“Fue desmontada la iglesia de San Bartolomé de esta villa, vendiendo sus maderas, tejas y campanas”) y no sé cuántas perrerías. Allí lo tuvieron un tiempo, él pedía agua para beber, pero ni agua le daban… Después se lo llevaron y lo entregaron a los de Ademuz…»
  • ​»(los frentepopulistas de Ademuz) lo mataron y le cortaron las orejas, porque uno las bajaba clavadas en una navaja que llevaba atada a la escopeta…».

Falleció “a consecuencia de fusilamiento” apareciendo el cadáver en la exhumación posterior a la guerra “con la cabeza destrozada por los disparos de arma de fuego”. Tenía 65 años.


4 respuestas a «Mártir Agustín Navarro Zapata»

  1. No puede ser, pero si los «republicanos» eran seres de luz!

    Seguro que esto no sale en la «memoria democrática» luego no existe ni ha existido…

    (Se nota la ironía?)

  2. El «Fusilamiento Reglamentario en el Ejército Español»…,
    Un Pelotón por Sorteo (El Mando era un Cabo 1ro o Sargento, pero en este caso se ponía a un Oficial)…,
    al mando de un Oficial, de este Pelotón, 11 hombres con su mando, de ellos 5 por el sistema de cara y cruz, y se libraban.
    El resto del Pelotón…,
    estaban aleccionados para apuntar bien.
    Evitando sufrimientos inútiles.
    El Procedimiento:
    5 balazos al corazón y el Oficial se encargaba del «Tiro de Gracia».
    En el Bando del Frente Popular I, NUNCA, nunca, realizaron este Procedimiento Reglamentario.
    Como disolvieron el Ejército…,
    también disolvieron la Legalidad Vigente.
    Y las Hordas Rojas se «divertieron en retaguardia» asesinando cruelmente a sus enemigos.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad