Muerta la perra, si gana Trump, se acabó la rabia en el Tribunal Supremo estadounidense

Ginsburg

Con la muerte de la juez Ruth Badre Ginsburg, (izquierdista radical, pro abortista, pro homosexulista, secularista globalista), ahora más que nunca es crucial la victoria de Trump pues con ese asiento vacante se decide el destino de EEUU y de toda la civilización occidental.

El supremo de EEUU es como el Constitucional y el Supremo de España fusionados en uno solo. Son nueve jueces vitalicios que no pueden ser removidos nunca y que tienen más poder en muchos casos que el mismo Presidente y el Congreso.
El balance ideológico de los nueve jueces decide la ruta del país. Sus fallos son inapelables.
La victoria de Trump llenaría ese asiento vacante con un juez conservador cristiano pro vida. El balance derecha-izquierda se decidiría a favor de los cristianos tradicionalistas. El golpe al marxismo cultural seria terrible y decisivo.
La izquierda y los medios lucharán con ira, rabia y desesperadamente por evitar la victoria de Trump y que ese asiento vacante en el Tribunal Supremo se pierda para la izquierda. El Presidente es quien nomina a los jueces del Supremo.
 La ruta del país y de Occidente está en juego. El futuro y supervivencia de EEUU cristiano dependen de ello. Nunca jamás hubo una elección mas importante y decisiva como esta.

2 respuestas a «Muerta la perra, si gana Trump, se acabó la rabia en el Tribunal Supremo estadounidense»

  1. Artículo brevísimo, pero lo que dice es verdad (Baltasar de Gracián: «Lo bueno, si breve, dos veces bueno»).

    Ahora bien, cuánta manipulación y pensamiento políticamente correcto. A saber: hace unos días escuchaba, en uno de esos canales de Youtube se supone que especializados en psicopatías, a su administradora dar noticia de una lista de supuestos líderes políticos «psicópatas». ¡Qué progre se nos presenta la susodicha! Pues políticos psicópatas para ella son Donald Trump, Viktor Orban, Salvini… Así como lo oyen.

    Qué curioso que incluya en esa su lista a una mayoría de políticos supuestamente psicópatas pero que son sobre todo más o menos contrarios al globalismo del Nuevo Orden Mundial. Entonces, ¿psicópatas por qué? Ni que decir que no incluye en esa lista a un casi con toda seguridad narcisista maligno o psicópata como nuestra desgracia nacional: Pedro Falconetti Sánchez.

    Qué pasada.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*