Reconquistar la Hispanidad

Un enemigo silencioso se está apoderando del mundo, y se llama comunismo.

Ese marxismo que creíamos erradicado de la sociedad occidental, pero que escondido en el caldo de cultivo de las universidades públicas, ha vuelto a renacer, y amenaza acabar con todas nuestras libertades públicas.

Y lo mismo sucede en Hispanoamérica, donde vemos que van cayendo los estados en manos de comunistas, genocidas y corruptos en general.

Las sociedades se van empobreciendo, y la clase media amenaza con desaparecer.

España alumbró la Hispanidad, basada en la fe católica, y el amor a la Madre Patria, que se hermanó con esos países sin fe, donde había numerosos sacrificios humanos, y se adoraba al sol, y otras veleidades falsas.

Los españoles conquistaron América del Sur con la Cruz y la espada, pero también casándose con las nativas, alumbrando hijos, etc., en definitiva, integrándonos con ellos en un crisol común.

Hoy, 12 de Octubre, Día de la Hispanidad, es un honor y un orgullo para los españoles bien nacidos saber que en numerosas naciones Hispanoaméricas se celebra la festividad, con tanto o más fervor que en la madre Patria.

Desgraciadamente, España está sumida en el caos y la ruina, en las zarpas de un gobierno filocomunista, lleno de traidores, haraganes y corruptos, que solo piensan en llenar sus bolsillos, y no en el bien común.

Los españoles de bien debemos luchar, hasta el límite de nuestras fuerzas, y más, por emprender una reconquista de  nuestros valores tradicionales, la fe católica, el patriotismo, la defensa de la familia y la persona humana, incluidos los no nacidos, en contra de la eutanasia y el asesinato “selectivo” de las personas “no útiles” para el estado, típico de los regímenes totalitarios.

Y emprender una batalla cultural para defender la hegemonía de nuestros valores y principios, muy superior a los que defienden esta troupe, y que solo son el egoísmo, el hedonismo, la búsqueda de la “felicidad”, etc., son darse cuenta de que solo en el  cumplimiento de nuestro deber encontraremos la felicidad.

Gastemos nuestra vida, o lo que queda de ella, en la defensa de Dios y de la Patria, como hicieron nuestros antepasados.

¡Viva la Virgen del Pilar, Patrona de la Hispanidad!

https://www.graueditores.com


4 respuestas a «Reconquistar la Hispanidad»

  1. El 12 de Octubre de cada año, ZARAGOZA, en cuya BASÍLICA DEL PILAR está LA VIRGEN DEL PILAR, pasa a ser LA CAPITAL DE LA HISPANIDAD, es decir de todo el mundo cristiano civilizado.
    Así de claro.
    Honor y Gloria hacia quienes DEFENDIERON LA HISPANIDAD.
    Ahora, nosotros tenemos que tomar el relevo.
    Así de claro.

  2. Como casi siempre, nada que añadir salvo corroborar lo dicho por D. Ramiro. La batalla contra esta chusma inmunda y vil está siendo muy dura, y cada día más por culpa de una sociedad sumisa, aborregada, conformista, mediocre, cobarde, amoral, descerebrada, indolente y miserable, que es cómplice y cooperador necesario, por su inacción, con estos canallas. Es nuestro deber moral no desfallecer ni un ápice en la lucha, por muy desigual que sea. Un abrazo y mucha fuerza a todos los que estamos dispuestos a dar la vida en la defensa del Bien.

  3. La mayoría de la pòblación, sobre todo la gente joven, está idiotizada, y es medio tonta…
    El sistema «educativo», más bien deformativo, les oculta nuestra Historia, y los pueblos que no conocen su historia, están condenados a repetirla.
    Hace unos días, camino del centro de salud, pasé por la puerta del Monumento a los Caídos Italianos en la Guerra Civil española, frente al Centro de Mando del Ejército, y allí había unos mazalbnetes, llamando a otros amigos, y diciendo a vivia voz que estaban donde ponía «monumento a los caídos italianos», y que no sabían que era eso.
    Eran y parecían españoles.
    Y, la verdad, me dió mucha pena…

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad