Un inmigrante africano atenta contra una iglesia en Cuenca… pero no se lo digan a nadie

Ni, por supuesto, nadie se lo ha dicho a ustedes. Ni menos aún que ha sido un atentado terrorista como la copa de un pino, sino que se trata de un hombre, sin especificar, pobre y trastornado, o sea, que al contrario que el librero de Ciudad Real que merece, al parecer, seis años de cárcel y pagar 230.000 euros de indemnización a la familia del su inmigrante también agresor, éste, por quemar el convento de los Concepcionista de Cuenca, con una decena de monjas dentro y además declarado bien de interés cultural, lo que merece es salir a la calle, por la puerta grande, en olor de multitudes, con el connivente silencio y lavado de cara de los medios del sistema, que son todos los mayoritarios, y… recibir subvenciones autonómicas, municipales y gubernamentales cuanto mayores sa posiblepara vivir a cuerpo de rey y poder, cuando asílo desee, volver a repetir la hazaña.


5 respuestas a «Un inmigrante africano atenta contra una iglesia en Cuenca… pero no se lo digan a nadie»

  1. Los bárbaros acostumbrados a otro tipo de respuesta en su tierra,aqui se nos mean encima.
    Todo cambiaría si directamente les descerrajaran tres tiros en la cabeza,entonces sí entenderían rápidamente.
    Es una cuestión de lenguaje de comprensión.
    Hay que hablarles en su idioma.

  2. Espero que el gobierno del «doctor» Sánchez no llegue a enterarse nunca de lo sucedido; porque, de lo contrario, este «pacífico bergogliano» de importación tendría la nacionalidad española y la pensión garantizadas.

  3. Las televisiones que lo tapan son cómplices, las autoridades que propician estos atentados son cooperadores necesarios. Los jueces que reprimen toda reacción frente a estos atentados también tienen mucha culpa.

  4. La escoria Disraeli-Rothschild no cambia, da igual que sea roja, verde, multicolor o de la media luna; va primero a por el cristiano. Son meros clones del marrano que la sembró, ignorante.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad