¡Vergonzoso!

Hoy, La Coruña, parece más un estercolero que una ciudad abierta a recibir turistas venidos de otras latitudes.

Las calles del centro urbano, esas que constituyen el escaparate de nuestra urbe, están llenas a rebosar de basura, cartones y otros desperdicios al no haber sido recogidas por el servicio de limpieza pública que lleva mucho tiempo exigiendo a la alcaldesita “choqueira” y a su troupe mejoras en sus condiciones laborales.

En más de una legislatura que lleva este personaje al frente del Ayuntamiento ha sido incapaz de resolver este problema, habiéndose enfrentado a varias huelgas de recogidas de basuras, algo que no había sucedido con anteriores gobiernos municipales, si hacemos excepción de la malvada marea que convirtió a La Coruña en la segunda ciudad más sucia de España, siendo los coruñeses y los que nos visitan los que tenemos que soportar toda esta inmundicia.

Ciertamente, la culpa no es solo de ella ya que está ahí por los que la han votado y por los que apoyan su lamentable y penoso gobierno de ineptos sectarios.

Tuvimos que sufrir la invasión de los jabalíes que recorrían, con impunidad, las calles más céntricas de La Coruña, al igual que la de las ratas que campan a sus anchas, como si tal cosa, por las zonas más emblemáticas de la ciudad y ahora nos encontramos con esto, calles y plazas que parecen auténticos estercoleros.

Inés Rey (PSOE), alcaldesa de La Coruña

Sin duda alguna, la alcaldesita es fiel sucesora de los ignorantes y malvados podemitas que la precedieron, aquellos que proclamaban a los cuatro vientos que las ratas formaban parte de la fauna urbana y que, en consecuencia, había que respetarlas. Los mismos que no utilizaron plaguicidas ni pesticidas, a lo largo de sus años de gestión, lo que ha provocado, entre otras cosas, la ruina de nuestro, otrora emblemático, jardín de San Carlos que, por cierto, sigue cerrado al público tras haber invertido en su adecentamiento una importante cantidad de dinero y la necesidad de talar una buena cantidad de palmeras contagiadas de la plaga del picudo, sin que nadie, hasta ahora, se haya hecho responsable de ello.

¿Qué ha hecho esta señora durante los años que lleva gobernando la ciudad? Nada, más allá de carriles bici por los que prácticamente no transita nadie; destrozar la avenida de los Cantones al igual que el Paseo Marítimo; eliminar plazas de aparcamiento; dificultar la circulación rodada, convirtiendo la ciudad en impracticable y hostil, y ahora le toca el turno a la calle de San Andrés que, bajo la burda excusa de “humanizar” la zona, quedará totalmente destrozado cuando concluyan las obras.

Sin embargo, estas macro inversiones a la hora de “humanizar, no han impedido que las calles estén en un estado de abandono lamentable, incluso las del centro, con losetas y piedras levantadas, lo que ha provocado accidentes y caídas a más de un peatón. Todo ello, si hacer mención al estado de las calzadas con un firme en estado penoso.

De igual modo, ha permitido que la calle Real, la más emblemática de La Coruña, se convierta en un mercadillo ambulante donde se venden falsificaciones a discreción, convirtiendo esta arteria en impracticable pues a cada paso son más los vendedores ambulantes que se asientan en dicha calle. Un problema que se resolvería simplemente poniendo una patrulla a pie de municipales que recorriese la zona pero que, sin embargo, igual que los malditos podemitas o mareantes, la alcaldesita no se lo permite.

La culpa es de todos los coruñeses que toleramos que esta individua y su troupe jueguen con nosotros sin recato y que La Coruña a cada paso se convierte en una ciudad más mediocre y en peor estado en todos los sentidos.

Es necesario despertar y colocar en el Ayuntamiento a coruñeses preparados que de verdad amen a la ciudad y velen por sus intereses y no por los del partido de turno. Coruñeses que gobiernen para todos y no solo para aquellos que gozan de las simpatías políticas o personales del alcalde de turno.

Blog del autor: http://cnpjefb.blogspot.com/


2 respuestas a «¡Vergonzoso!»

  1. Todo lo que usted cuenta de LA CORUÑA es similar a lo que sucede en ZARAGOZA…
    Tras dieciseis años de gobiernos socialistas y podemitas, la ciudad es un estercolero.
    Abundan las ratas, la basura tirada en las calles, muchas veces ni siquiera al lado de los contenedores, y a excepción del centro-centro, donde deben de vivir los concejales, el resto de la ciudad, deja mucho que desear.
    Y LA POLICIA LOCAL (tenemos más de mil en nómina), están «desaparecidos en combate», vamos, no se les vé por las calles, soslo para aumentar la recaudación, con coches con cámaras, o poniendo multas por mal estacionamiento.
    ¡Vamos, un auténtico desastre!
    POR CIERTO, TAMBIÉN TENEMOS ALCALDESA, Y ES DEL PP.

  2. Hoy he visto una cosa curiosa en Madrid, desde un piso alto por la mañana… escucho un breve tono de sirena, los vehículos se paran ante un semáforo; se escucha un altavoz que dice algo así: pare a la derecha. Veo un coche que aparece despacio de la policía; más adelante me fijo en los coches parados antes ante el semáforo; hay uno muy deportivo y potente, grande con mucho capó; con aspecto de macarra por la pintura roja y negra no comercial. Se abre el semáforo, el coche deportivo hace un giro anormal a la derecha, acelerando bastante para frenar brusco ante otro semáforo… no huía; pero se daba por aludido, como retando a la persecución. El coche de policía no le sigue, sino que continúa recto, despacio; sin parar a nadie más y alejándose del que parecía el único vehículo al que podía haberle dado el alto. Que cada uno saque sus conclusiones.

    Lo que pasa no es solo cosa del PSOE, ni de España, ni de UE, ni de Occidente; es global. ‘Antes’, unos hacían faenas, los otros la vista gorda. Hoy todos hacen faenas, unos más y otros menos; pero todos hacia el NOS. Los mismos que corrompen y degradan Occidente a todos los niveles, son los que lo habían mantenido en el bienestar hasta ahora; y los mismos que propondrán como única solución el orden de la antítesis comunistoide, disfrazado de falso cristianismo y de pseudo democracia dictatorial/despótica.

Deja una respuesta

Su dirección de correo nunca será publicada. Si la indica, podremos contestarle en privado en caso de considerarlo oportuno.*

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad